Edición Impresa

Larreta busca votos para rematar lotes y pagar deuda por el Paseo del Bajo

El jefe porteño apuesta en el año electoral a inaugurar la obra más importante de su gestión, que en parte financiará venta de patrimonio porteño.

Horacio Rodríguez Larreta busca aprobar lo antes que pueda y, preferentemente antes de la campaña electoral, el proyecto de ley que le dará la autorización para vender una docena de lotes en distintos puntos de la Ciudad de Buenos Aires, que ya cuentan con un trámite previo.

Es que en principio en enero pasado, tal como anticipó este diario, se publicó un decreto del Gobierno nacional que autorizó a la Agencia de Administración de Bienes del Estado a transferir “el dominio de los inmuebles” identificados en un anexo “por un monto equivalente” a los u$s175 millones que comprometió para la obra Paseo del Bajo. Esa cesión ya estaba aprobada por la Legislatura en función de un acuerdo con el Gobierno nacional.

Así, se aprobó, a fines de 2018, la ley porteña 6131 que aceptó el convenio con el Gobierno nacional, mediante el cual la administración de Mauricio Macri le cedía las tierras en cuestión para cubrir con eso su parte en la obra más importante que está desarrollando la Ciudad. Es decir, la Legislatura aprobó ya la cesión de tierras y también que se venderían para pagar la deuda por el financiamiento con Comisión Andina de Fomento (CAF), pero aún no firmó el permiso para rematar los predios.

Sin embargo, una cosa no valida la otra. Ahora, el jefe de Gobierno porteño requiere de un nuevo debate en el recinto que le permita aprobar la norma de autorización para la enajenación de los inmuebles. Una de las diferencias clave es que, la aprobación de aquel convenio, a fines de 2018, requirió contar con 31 votos, mientras que el proyecto que Larreta presentó la semana pasada en la Legislatura porteña, debe aprobarse con dos tercios de las bancas, una mayoría especial de 40 votos de los 60 del recinto.

El oficialismo que reúne 34 diputados bajo el sello Vamos Juntos, bancada que preside Agustín Forchieri, por ahora estima que sus aliados de Cambiemos, el radicalismo del bloque Evolución, ayudarán levantando la mano, al menos teniendo en cuenta que ya hay un acuerdo con esos diputados para la aprobación de los candidatos a la Corte porteña (el Tribunal Superior de Justicia) y al postulante para reemplazar al exministro Martín Ocampo en la fiscalía General, Juan Bautista Maiques.

De esa manera el oficialismo busca valerse de los votos propios y afines descartando cualquier acuerdo con el kirchnerismo, que por lo pronto no le votaría el permiso para la venta de los inmuebles, mediante la cual el gobierno porteño calcula que podría obtener los u$s175 millones, una buena parte del financiamiento estimado para una construcción que, calculada en u$s800 millones, cambiará una zona complicada para el tránsito e impactará en el paisaje urbano al conectar las autopistas Illia y Buenos Aires-La Plata.

Como sea, el proyecto de ley que presentó Larreta, solicita la autorización para la “enajenación” de los lotes del convenio firmado con el Gobierno nacional, de los cuales la mitad pertenecer a la Villa 31 y el resto, al Mercado de Hacienda que cuenta con una norma específica y a otros diversos como un lote en la avenida Corrientes entre Dorrego y Humboldt o un interesante inmueble en la avenida Salguero al 3400, cercano a las vías del Belgrano .

El contenido al que quiere acceder es exclusivo para suscriptores.

Dejá tu comentario

Lo que se lee ahora