Edición Impresa

Macri busca vice: radicales tienen que llevar terna

El Gobierno dispondrá de una mesa de negociación que se siente con la propia del radicalismo para definir la fórmula presidencial. Tampoco sería para tanto, pero, tras la reunión de Marcos Peña el martes, con la mesa del radicalismo que integran Alfredo Cornejo, Alejandra Lorden, Emiliano Yacobitti (delegado de Enrique Nosiglia y embajador de Martín Lousteau allí) Ernesto Sanz y el gobernador Gustavo Valdés, se generaron consignas. Ese grupo de la UCR conforma la mesa de Acción Política designada en la Convención del radicalismo.

En principio los radicales habrían ido con la idea de las PASO con un candidato que compita con Mauricio Macri, lo cual, claro, fue totalmente desestimado por Peña, quien incluso dio la explicación que un plan “V” les desarmaría la provincia y que, en definitiva, el candidato más competitivo es el Presidente. Además, los alentó con últimos sondeos que achican la diferencia con la fórmula de los Fernández y hasta le dan victoria en el balotage,

Como sea, la idea es que el radicalismo proponga, no nomine.

La diferencia de los verbos parece clave para el PRO, desde donde explicaron que “ellos tienen que proponer, no nominar, porque al proponer luego Macri elige”. Es decir, la UCR debería llevar una suerte de terna para que el Presidente se defina por quien considere que más le suma en la fórmula y en un eventual segundo mandato.

La mesa del Gobierno para seguir las conversaciones con los radicales estará conformada por el ministro del Interior, Rogelio Frigerio, el presidente del PRO, Humberto Schiavoni, el secretario general del partido y vicepresidente de la Legislatura porteña , Francisco Quintana, además de Peña. También podrían sentarse con la participación de la gobernadora bonaerense, María Eugenia Vidal, y el jefe de Gobierno porteño, Horacio Rodríguez Larreta.

Ayer, pareció sutil, el viaje de Macri a la provincia de Córdoba donde quedaron lastimaduras tras las elecciones a gobernador que perdió Mario Negri. Sin embargo, el diputado compartió más de una foto de la recorrida con Macri ayer.

Esa cercanía con Negri alimentó especulaciones durante todo el día, especialmente en las redes, sobre todo después que Macri hiciera una parada sorpresa en Los Condores (donde el intendente local es amigo de Negri) en su paso hacia la central Nuclear de Embalse, recién repotenciada despus de una enorme inversión que le dio 30 años más de vida útil.

Fue la primera vez tras los comicios provinciales que Macri llegó al territorio donde buscó también saldar la interna Negri-Ramón Mestre. El Presidente inauguró en la provincia una nueva planta de ensamble en la Fábrica Argentina de Aviones (FAdeA) y ratificó que “el camino” de la Argentina “es este, el de hacer las cosas bien” y pidió ir “siempre para adelante y nunca más hacia atrás”. Allí estuvieron el intendente de la capital provincial, Mestre, y el radical Negri, tras enfrentarse en las urnas en mayo pasado.

La idea de Lousteau como integrante de la oferta de vice no estaría en las posibilidades de las propuestas de la UCR por el propio rechazo del eventual aspirante.

Negri entonces aparecería como uno de los radicales de más confianza para Macri, un punto clave en la decisión sobre quién complete el binomio electoral.

El contenido al que quiere acceder es exclusivo para suscriptores.

Dejá tu comentario

Lo que se lee ahora