Nacional

Mendoza obtuvo nuevo guiño de la Justicia de EEUU en juicio buitre

El Máximo Tribunal de Apelaciones de Nueva York respondió a favor de la provincia, ante consulta de la Corte Federal estadual, instancia inferior, respecto al reclamo de un tenedor de bonos que reclama el pago de intereses por u$s 23 millones. Es un nuevo fallo favorable.

El gobierno de Mendoza recibió un nuevo guiño favorable en EEUU en un juicio iniciado años atrás por parte de un tenedor de bonos. La Justicia de Nueva York emitió una interpretación favorable en lo referido a la demanda iniciada en 2016 que reclamaba el pago de intereses por un total de u$s 23 millones. Se trata de una nueva decisión por parte de un tribunal estadounidense que beneficia a la provincia y sienta un precedente para evitar el pago.

La demanda iniciada por Moshe Marcel Ajdler ante la Corte Federal de Distrito Sur del estado neoyorkino, tenía por fin obtener el pago de capital e intereses correspondientes a los bonos Aconcagua emitidos en 1997 - por un monto de u$s 250 millones - por el ejecutivo provincial de Arturo Lafalla, en el marco de las privatizaciones menemistas. La crisis de 2001 obligó a su reestructuración y a remplazarlo por un nuevo título: el “Bono Mendoza 2018”.

A partir de 2016, Ajdler comenzó a enviar cartas documentos al gobierno provincial para reclamar por el pago. Posteriormente, elevó el reclamo a la Justicia de EEUU al alegar el incumplimiento del contrato de dichos bonos. En primer lugar, el objetivo del bonista estaba puesto en u$s 7 millones de los 10,5 millones que no ingresaron en el canje de 2004. Además, exigía el pago de u$s 23 millones en concepto de intereses.

El 2 de agosto de 2017, la Corte Federal hizo lugar a la moción presentada por la provincia para desestimar la demanda y consideró prescipto todos los reclamos. Sin embargo, Ajdler apeló ante la Corte Federal de Apelaciones del Segundo Circuito.

En dicha instancia, la provincia recibió un nuevo guiño al coincidir la Corte con lo resuelto en primera instancia. Pese a ello, requirió que el máximo tribunal estadual – la Corte de Apelaciones del Estado de Nueva York – resuelva cuestiones interpretativas de la ley.

Por tal motivo, solicitó que aclare si la obligación de pagar el capital – ya prescripto – podría seguir generando intereses bianuales. Además, requirió que - ante una respuesta afirmativa a la primera consulta - resuelva sobre si existía algún principio bajo ley local que impediría que el reclamo de pago de intereses pudiera continuar devengándose “ad infinitum”.

Dicho tribunal aceptó el requerimiento el 12 de junio de 2018 y nueve meses después – el 21 de marzo pasado – emitió un fallo favorable para la provincia conducida por el gobernador Alfredo Cornejo. Respondió de forma negativa a la primera consulta evitando – a priori – que Mendoza deba efectuar el pago de intereses.

Desde la provincia remarcaron que se trata de un precedente muy importante de cara a la resolución del conflicto. Ahora se espera que la Corte Federal de Apelaciones, instancia inferior al tribunal antes mencionado, defina en consonancia con la respuesta del Máximo Tribunal.

“Este es el tercer juicio que enfrenta la provincia; esto surge con el bono emitido en el año 1997 por 250 millones de dólares por la provincia de Mendoza, con la cesación de pagos de Argentina del 2001, la provincia continúo pagando y nunca entró en cesación de pagos. En el 2004 llevó una propuesta a los bonistas, esa propuesta en sucesivas operaciones de canjes se reestructuró la deuda, alcanzando un total de unos 30 millones de dólares”, contó el ministro de Gobierno, Lisandro Nieri, en declaraciones al Diario Uno.

El contenido al que quiere acceder es exclusivo para suscriptores.

Dejá tu comentario