Espectáculos

Miles imperdible

Este año ya se habían editado dos discos “perdidos” de grandes músicos como John Coltrane y Marvin Gaye. Pero el realmente imperdible es este mítico inédito de Miles Davis, justo antes de su última obra maestra, “Tutu”, donde revolucionó el jazz casi como lo había hecho dos décadas al poner su inigualable trompeta al servicio de géneros supuestamente menores como el funk, el rap y el hip hop. Corría 1985 y Miles se encerró varios meses en un estudio de North Hollywood, e inventó esta mezcla hasta entonces inédita y audaz. Todo este material quedó grabado en crudo y cajoneado por décadas, y eso a pesar de que “Tutu” seguía este concepto pero de manera más moderada. Pero este “Rubbberband”, hibernado desde principios de 1986 hasta hoy, pretende algo más interesante que sólo sacar una cinta de la cripta y pasarle el plumero para que suene técnicamente potable. Los herederos de Davis, empezando por su sobrino baterista Vince Wilburn Jr., se ocuparon de darle nueva a vida a esos tapes, recordando lo que el autor de “Kind of Blue” tenía en la cabeza en esas sesiones. Wilburn tocó con su tío la batería en el estudio, y sabía qué tema estaba inspirado en Prince, y cuál otro tendría un groove similar al de James Bron pero basado en su trompeta. Así que para poner nuevas voces a temas que estaban pensados para cantantes de los 80 como Chaka Kahn, Wilburn convocó a un grupo notable de talentos del siglo XXI, como Medina Johnson y Ledisi. El resultado es imperdible.

Diego Curubeto

=“Rubberband”, Miles Davis. Rhino/Warner 0349785078.

El contenido al que quiere acceder es exclusivo para suscriptores.

Dejá tu comentario