Se agravan las protestas en Colombia luego de que un joven fuera herido de gravedad y Duque convoca al diálogo

Mundo

Iván Duque iniciará este lunes la "conversación nacional" con mandatarios regionales electos y empresarios. Las reuniones tienen lugar luego de conocerse que un joven de 18 años se encuentra en coma inducido tras ser impactado con un artefacto policial en medio de las manifestaciones.

El presidente colombiano, Iván Duque, inició este domingo la "conversación nacional" que prometió a raíz de las protestas sociales que desde el jueves se han tomado las calles del país, algunas con violencia y otras simbólicas. Ocurre luego de que un joven fuera herido de gravedad en medio de la represión policial.

Dylan Cruz, un joven de 18 años, se debate entre la vida y la muerte tras ser impactado con un artefacto disparado por la policía en una manifestación pacífica, lo que hoy agravó la molestia social y le dio un nuevo impulso a las manifestaciones.

Dylan, recién graduado de secundaria en un colegio público de Bogotá, estaba en el centro de la capital junto a varios amigos tras haber sido dispersados de dos concentraciones donde realizaban cacerolazos contra el gobierno de Iván Duque.

Sus amigos dicen que estaba allí para protestar por la falta de oportunidades para jóvenes como él de acceder a la educación superior.

El momento del impacto que dejó en coma a Dylan Cruz.mp4

El momento del impacto del artefacto policial que dejó en coma inducido al joven Dylan Cruz.

De acuerdo a los videos publicados en redes sociales grabados por personas que estaban en el lugar, Dylan fue impactado en la cabeza por un policía del escuadrón antidisturbios, con uno de los artefactos que los uniformados utilizan para disolver las manifestaciones.

El joven herido cayó al suelo, fue auxiliado por personal de la Alcaldía de Bogotá y la Defensa Civil y luego trasladado al Hospital San Ignacio donde los médicos confirmaron que recibió un lesión penetrante en la cabeza, está en coma inducido en cuidados intensivos, con pronóstico reservado.

La policía durante la represión que dejó en coma inducido a Dylan Cruz.mp4

Precaución: las siguientes imágenes pueden afectar la sensibilidad de las personas. El momento en que Dylan Cruz es impactado por un artefacto policial durante una manifestación.

En medio de la crisis social y las fuertes protestas, el mandatario Duque convocó a un diálogo que en primer turno será con los mandatarios regionales recién electos; mañana lo hará con el empresariado y con los sindicatos de trabajadores.

"Esta conversación se hará en las regiones con todos los sectores sociales y políticos; utilizará medios electrónicos y mecanismos participativos para todos los colombianos; buscará tener un cronograma claro, para que todos podamos edificar un camino significativo de reformas", advirtió en la víspera Duque.

Sin embargo, la pregunta que flota en el ambiente es qué hará el Presidente para concretar ese diálogo con los espontáneos de las calles, con los que han hecho sonar durante tres días los metales en los cacerolazos, cuyos reclamos son todos tan disímiles y amplios.

Por ahora no hay una respuesta del gobierno a esta inquietud, lo que deriva en el temor que se establezca una conversación con los de siempre: partidos políticos, gremios, representantes de los maestros, trabajadores y estudiantes, y se deje por fuera a los que han sido el motor de los malestares callejeros.

Sandra Borda, decana de la Facultad de Ciencias Sociales de la Universidad Jorge Tadeo Lozano, propuso hoy a radios locales que el país siga el modelo chileno que logró, en medio de sus propias protestas, que la sociedad civil escogiera quién los representará para hablar con el gobierno de Sebastián Piñera.

La académica advirtió que Duque debe estar dispuesto a ceder, al igual que sus interlocutores, de lo contrario habrá un fracaso y las protestas se mantendrán.

También urgió para que no se trate de un "pacto de caballeros" de tipo endogámico que deje por fuera a los manifestantes, al advertir que la molestia no es solo contra el gobierno sino contra la clase política que ha desoído las peticiones de cambio de un país que ya no es el mismo.

El procurador general, Fernando Carrillo, advirtió que "no son horas fáciles para el país" y que es ahora cuando más se necesita "actuar con tranquilidad, decisión y escuchar lo que está sucediendo en Colombia".

Le pidió al gobierno "sintonizarse con la opinión pública por lo que está reclamando, escuchar y tomar decisiones" y afirmó que el primer pacto que se debe establecer entre todos es el del fin de la violencia.

"Este país está hastiado de la violencia", aseveró Carrillo, quien rescató que pese a todo lo ocurrido Colombia ha sido una nación con "una gran tradición de diálogo" que "nos distingue de países como Chile, Argentina, Ecuador, Bolivia".

Debemos "sentarnos en una mesa y ser capaces de mirar hacia el futuro construyendo a muchas manos una reforma social que es lo que aparentemente se esta reclamando en las calles", exigió el Procurador.

Otros analistas políticos y comentarista mediáticos han pedido lo mismo al Presidente, a quien muchos le critican por ser el mandatario más joven de la historia republicana del país, pero que gobierna con ideas de otros tiempos.

Esos mismos críticos le han recordado a Duque que la gran mayoría de personas que encabezan las marchas y los cacerolazos son jóvenes con ideales distintos a los patriarcas de los partidos que siguen viendo enemigos internos y externos.

Rodrigo Uprimny, uno de los juristas más respetados del país, académico y especialista en temas constitucionales, dijo hoy en su columna de opinión del diario El Espectador que un "gobierno electo popularmente" deber "tener la humildad e inteligencia de escuchar las voces callejeras, la democracia en las calles".

Sostuvo que reorientar la política frente a las protestas masivas "no es mostrar debilidad sino capacidad de rectificación democrática" y sostuvo que si el Presidente no asume el liderato en este momento y abre espacios "genuinos de concertación" va a erosionar su "escasa gobernabilidad" y aumentarán las protestas.

El contenido al que quiere acceder es exclusivo para suscriptores.

Dejá tu comentario