Suiza libera pruebas de la mayor red de corrupción de Venezuela

Mundo

La justicia suiza entregará datos de depósitos bancarios a Estados Unidos. La trama usó a PDVSA para desviar 4.500 millones de dólares del mercado oficial.

El Tribunal Federal Suizo, la máxima corte de justicia de Suiza, anunció este miércoles que liberará documentos bancarios vinculados a un supuesto esquema de corrupción en Venezuela que incluye a exministros chavistas, empresarios y la empresa PVDSA, y que le habría costado al país 4.500 millones de dólares.

Las investigaciones se centran en los banqueros Luis e Ignacio Oberto, los empresarios Alejandro Betancourt y su primo Francisco Convit, así como el exjefe de PDVSA, Rafael Ramírez y el exviceministro de Energía, Nervis Villalobos

También hay un banquero suizo bajo la lupa que habría orquestado el supuesto esquema internacional de corrupción y lavado de dinero.

En la trama de irregularidades, los empresarios pagaron enormes sobornos a funcionarios venezolanos para establecer un sistema en el que las compañías bajo su control garantizaran préstamos a PDVSA en bolívares, que luego se pagaron en dólares, utilizando un tipo de cambio oficial enormemente rentable.

Según las autoridades estadounidenses, el sistema habría utilizado el controvertido mecanismo de intercambio para multiplicar las cantidades inicialmente invertidas en unos pocos meses, y las ganancias de mil millones de dólares se depositaron posteriormente en cuentas suizas.

"La operación, realizada gracias al soborno, habría permitido la malversación de más de 4.500 millones de dólares en Venezuela, reciclados principalmente a través de cuentas abiertas en Suiza", declaró el Tribunal Federal Suizo en enero.

La mayor parte del dinero fue depositado en cuentas de los hermanos Oberto en el banco Compagnie Bancaire Helvetique, y el resto a sus cuentas en EFG Bank AG y otras siete instituciones financieras suizas..

La decisión judicial podría reactivar una investigación impulsada desde Estados Unidos sobre actividades delictivas dentro de PDVSA, en momentos en que la administración de Donald Trump analiza nuevas medidas contra el sector petrolero venezolano para ahogar más al gobierno de Nicolás Maduro.

Los documentos, que serán entregados luego de dos años de gestiones, permitirán a los fiscales estadounidenses presentar una queja en el que consideran el mayor caso de corrupción venezolana hasta ahora visto, informó el diario El Nuevo Herald.

El contenido al que quiere acceder es exclusivo para suscriptores.

Dejá tu comentario