El radicalismo sale a militar la autonomía municipal y presiona desde la Legislatura

Municipios

Los seis senadores de la Unión Cívica Radical comenzaron a girar por la Provincia con el objetivo de instalar cuanto antes la discusión en torno a la reforma de la Constitución bonaerense. "Llevamos el debate a cada rincón porque es una vieja bandera radical", aseguran los autores del proyecto.

Los senadores bonaerenses de la UCR iniciaron el pasado fin de semana una gira que tuvo su primera parada en Mar del Plata y que tiene como fin volver a instalar el debate en relación al proyecto presentado en marzo pasado en la Cámara alta y que tiene como objetivo reformar la constitución provincial por enmienda en pos de incorporar modificaciones que sean aprobadas en plebiscitos, incluyendo la participación popular.

Los legisladores coincidieron que, si se sanciona la ley, “los municipios tendrán autonomía política, administrativa, económica, financiera e institucional”. Y agregaron que “con esta incorporación los municipios podrán dictar sus Cartas Orgánicas Municipales y de este modo las localidades podrán ejercer su poder constituyente y tener normas adecuadas a las necesidades y realidades locales”.

La iniciativa, de los legisladores Ariel Martínez Bordaisco, Alejandro Cellillo, Flavia Delmonte, David Hirtz, Agustín Máspoli y Érica Revilla, promueve la realización de una enmienda que es un mecanismo de reforma contemplado en la Constitución Provincial.

En la presentación, los legisladores consideraron que “desde 1983 con el inicio del período democrático se viene reclamando el reconocimiento de la autonomía plena de los municipios”.

1.jpg

La iniciativa fue generada por Hirtz y acompañada por el resto de los legisladores. Durante la exposición pasada en Mar del Plata, el senador explicó que “llevamos el debate de la autonomía municipal a cada rincón de la provincia. Esta iniciativa busca no solo instalar el tema sino también debatirlo y buscar los consensos que requiere lograr la autonomía plena de los municipios, los cuales son la primera ventanilla que tiene cada vecino de la Provincia.

En diálogo con Municipios, Hirtz aseguró que “presentamos el proyecto con la idea de adecuar la Constitución provincial a la nacional de 1994, que estableció la autonomía plena. Algo que solo tres provincias no tienen: Santa Fe, Mendoza y Buenos Aires. Estamos tratando de instalar este tema porque no es algo que sea solo de la política o de los políticos, es algo de la gente. Modernizar la legislación para que los municipios que hoy tienen tantas responsabilidades, que cuando se dictaron las normas aun no existían, puedan moverse con otra libertad”.

Y sobre la forma en la que plantea debatirse, sostiene: “Queremos discutir la reforma a la Constitución en el Parlamento para votarla con el mínimo de dos tercios de los votos y luego convalidarla por sí o por no en la primera elección general que se produzca”.

En los fundamentos del proyecto, los senadores aseveran que “la realidad de los municipios en Argentina, y particularmente en la provincia de Buenos Aires, ha demostrado que los mismos cada vez absorben una mayor cantidad de competencias de otras instancias de gobierno y no reciben paralelamente los fondos ni las potestades tributarias necesarias para costear el ejercicio de estas nuevas funciones. Es urgente la sanción de esta iniciativa para acompañar a los municipios”.

La reforma de la Constitución de 1994 confirmó y precisó el carácter autónomo de los municipios. Antes y después de esa reforma, las constituciones provinciales han ido reconociendo la autonomía municipal, incluyendo en casi todas el derecho a establecer sus propias formas de gobierno por medio de la redacción de cartas orgánicas municipales de acuerdo a los alcances determinados por cada provincia.

El senador Martínez Bordaisco, indicó que “necesitamos garantizarle a las ciudades que puedan proponer su propia agenda para que puedan elegir su propio destino, proyectando políticas públicas a largo y corto plazo que lleve al desarrollo de la región”. Y añadió: “Uno de los ejes importantes es la autonomía económica y financiera, para hacer una gestión eficiente del gasto público y orientar las inversiones de acuerdo a la realidad concreta del distrito”.

En diálogo con Municipios, la senadora radical por la quinta sección electoral, Flavia Delmonte, afirma que “la autonomía municipal es una asignatura pendiente que la Provincia tiene con los bonaerenses y es una bandera que el radicalismo levanta desde hace mucho tiempo”. Y suma: “Es casi imposible creer que el gobernador o un funcionario de turno pueda comprender, sentado detrás de un escritorio a cientos de kilómetros lo que sucede en un distrito. Hay que darle la posibilidad a los intendentes, más allá de su color político, que resuelvan junto a su comunidad que necesitan y cuáles son las prioridades de su municipio. La autonomía municipal trasciende los partidos políticos y es una herramienta fundamental que quedó en evidencia en plena pandemia”.

En la misma línea, y también en comunicación con este medio, el legislador Alejandro Cellillo manifiesta que “pretendemos hacer la modificación del artículo 7 para avanzar en lo que sería la autonomía municipal. Cumpliendo una asignatura pendiente desde 1994. Los intendentes reclaman recursos y no es algo caprichoso. Más allá de sostener actividades productivas en los distritos, la recaudación no es precisa y ágil para que los municipios puedan atender las necesidades de la gente. Tiene que ver con el desarrollo, la educación, el trabajo, la previsión de salud, que se hizo evidente en pandemia. Se reclama que los municipios puedan disponer de los recursos en relación a lo que entiendan de los vecinos. Es una vieja bandera del radicalismo”.

Cabe recordar que el año pasado, cuando se puso en discusión la modificación de la ley que limita la reelección de los intendentes, el tema volvió a ponerse en disputa. “Limitar la reelección es un retroceso en la autonomía municipal”, explicó en su momento el diputado del Frente de Todos, Walter Abarca. Y agregó: “Cuando la Provincia de Buenos Aires cumpla con la manda constitucional del Articulo 123, que dice que cada Provincia tiene que garantizar la autonomía a cada distrito, cada pueblo, Salto, Pergamino, Saladillo, tendrá que hacer su propia Constitución, y ahí el pueblo decidirá si quiere o no darle reelección al intendente. Pero limitar la reelección desde la Legislatura provincial es un retroceso en ese camino de autonomía”. Finalmente la ley se modificó y se mantuvo el límite solo cambiando el momento de inicio. Esto será a partir de 2027.

1.jpg

El rol de los intendentes

“Es insólito que en 202 años de historia, la Provincia más importante del país sea la más unitaria”. La frase le pertenece al exdirector Nacional de Desarrollo de Obras del Ministerio de Transporte e intendente de Castelli, Francisco Echarren.

El jefe comunal es uno de los más activos en el reclamo en favor de la autonomía municipal. Así lo dejó en claro a través de una presentación que realizó ante la Justicia para que se declare inconstitucional la Carta Magna de la provincia de Buenos Aires.

La contestación no tardó en llegar. Y lo que parecía ser una negativa, según Echarren es un guiño en favor de su pedido. La Corte Suprema de Justicia de la Nación resolvió por unanimidad que los cuestionamientos de los municipios contra la constitucionalidad de normas provinciales deben ser tratados por la justicia provincial en una primera instancia.

Sin embargo, el máximo tribunal destacó la importancia de la autonomía municipal y remarcó que “la Constitución Nacional exterioriza una intencionalidad inequívoca respecto de la inserción del municipio en la vida política del país: se trata de sujetos necesarios del federalismo argentino dotados de ‘autonomía’”.

No fue el único en activar la máquina municipal. Desde Rivadavia, Javier Reynoso (Juntos por el Cambio) indicó que “estamos haciendo el proceso de convocar a una constituyente y vamos a seguir la misma vía de Castelli de ir a la Corte con una carta orgánica que pide que se nos reconozca la autonomía. Lo de Castelli era una buena oportunidad para que la Corte planteara que se debe garantizar la autonomía de los municipios, pero no ocurrió”.

En la misma línea, el jefe comunal del PRO en Pinamar, Martín Yeza, presentó el año pasado un proyecto para pedir la autonomía municipal. “Estoy convencido de que necesitamos una provincia de Buenos Aires que funcione y para ello es necesario contar con municipios autónomos y que cada municipio pueda establecer las reglas que mejor representen su idiosincrasia y contemple sus particularidades. Esto no es un tema en contra de la provincia de Buenos Aires”, aseguró en su momento.

Dejá tu comentario