Alerta en la Patagonia por el aumento de casos de tomas de tierras

Nacional

Más de 130 familias ocuparon parte del Mirador del Azul-Cabeza del Indio, en El Bolsón. El intendente reclama intervención nacional.

La toma ilegal de una reserva forestal ocurrida en El Bolsón provocó una fuerte reacción de las autoridades locales. El distrito rionegrino demanda que tanto la Justicia Federal como el Estado nacional tomen cartas en el asunto para detener el accionar de los ocupantes.

Alrededor de 130 familias ingresaron el pasado viernes a la reserva forestal del Mirador del Azul-Cabeza del Indio y comenzaron a lotear un espacio agreste perteneciente al Instituto Nacional de Tecnología Agropecuaria (INTA). “Llama mucho la atención la organización y la velocidad con la que actuó este grupo de personas. Si no hubiese sido por la acción del municipio en conjunto con la policía de Río Negro esta ocupación habría sido mucho mayor”, le aseguró a Ámbito el intendente de El Bolsón, Bruno Pogliano.

Pese a que un principio se habló de que la toma estaría relacionada con un reclamo mapuche, algo que viene sucediendo en los últimos días en la región (con Villa Mascardi como epicentro junto a otras zonas de Chubut y Neuquén), el jefe comunal aclaró que “no hubo una reivindicación de los pueblos originarios, ni tampoco de una organización social determinada”.

El reclamo local apunta a una intervención federal debido a que las tierras son nacionales. El pasado lunes en el marco de la conciliación convocada por la fiscal federal Sylvia Little se resolvió que los ocupantes darían una respuesta en relación a la toma que incluía la preservación del espacio y la obligación de abandonar el lugar en diez días. Además, se comprometieron a detener la tala de árboles y la construcción de viviendas, como tampoco permitirán que se incorporen nuevas familias, lo cual será custodiado y controlado por la Dirección de Bosques de la provincia de Río Negro. Sin embargo, desde entonces, no contestaron más.

Días atrás, luego de los violentos incidentes que se registraron en Villa Mascardi tras el ataque de una cabaña por parte de encapuchados autodenominados como miembros de comunidades mapuches, el gobierno de Arabela Carreras reclamó la intervención de fuerzas federales para evitar el crecimiento de este tipo de delitos contra la propiedad privada. Y fue por más: pidió al Instituto Nacional de Asuntos Indígenas una definición precisa respecto de su posición y futuras acciones en torno al conflicto en la zona.

En los últimos días aparecieron varias publicaciones en redes sociales relacionadas a tierras de la reserva forestal en venta. “Hay una especulación inmobiliaria de personas que están loteando el lugar que tienen tierras en otro lugar. No se trata en su totalidad de gente con necesidades. Por eso llamamos a hacer un padrón único para todos los vecinos de El Bolsón con problemas de tierra. Para poder identificar las distintas situaciones”, le manifestó a este medio el intendente.

El negocio inmobiliario nunca es un tema más en el Sur. Son varias las denuncias por tomas, loteos y sobreventas realizadas por oportunistas de turno que buscan sacar un rédito enorme en lo que refiere al valor de la tierra. Por otro lado, existe una lucha histórica entre pueblos originarios y grandes terratenientes locales y extranjeros que son acusados de ocupar tierras ancestrales.

En este caso, la preocupación del jefe comunal pasa por la situación ecológica y el turismo. “Me llamó mucho la atención el accionar de la justicia federal. La fiscal en ningún momento habló de desalojo y pareciera como que no hay ningún delito. Se trata de un daño ambiental muy grave. Se está habitando un suelo que no tiene las condiciones para recibir tantas personas, con arboleda autóctona. Es un daño ecológico irreversible”, dice Pogliano.

De cara a la temporada de verano, con la instancia del invierno ya perdida por la pandemia, el intendente sostiene “la Provincia nos está acompañando, pero bajo ningún punto de vista vamos a aceptar una negociación que incluya a esa gente en ese sector, que es el pulmón de El Bolsón y el futuro de nuestros hijos. Es nuestra postal y vamos a defenderla”.

Como parte de la acción vecinal, los habitantes de la zona convocaron a una marcha el próximo sábado a las 1630 con el fin de terminar con la ocupación ilegítima y en reclamo de una intervención federal.

Dejá tu comentario