"El gas natural es el puntal de la transición energética, y Argentina cuenta con muchos recursos"

Negocios

En el segundo panel del ciclo Ámbito Debate se debatió sobre el presente del sector energético, y cuáles son los principales desafíos a futuro.

“Energía, oportunidades y desafíos”, fue el nombre que tuvo el segundo panel, moderado por el periodista Sebastián Penelli, de una nueva edición del ciclo Ámbito Debate y que contó con la presencia de Nicolás Malinovsky, director del Observatorio de Energía, Ciencia y Tecnología (OECyT); Aníbal Mellano, director del Instituto del Petróleo y Gas de la UBA; y Martín Bronstein, investigador del Centro de Estudios de Energía, Política y Sociedad (Ceepys).

Durante su exposición, los expertos analizaron el sector energético en la actualidad en el país, la “ventana” de oportunidad que tiene en la transición hacia combustibles limpios y los principales desafíos que conlleva.

Veo el sector de manera muy optimista. Tenemos mucho para hacer con cabeza propia, tenemos oportunidades para hacer lo que hicimos en 1907, que fue encontrar petróleo y construir una empresa estatal. Con lo cual, tomar eso y 100 años de trayectoria en el desarrollo industrial propio, para producir y proveer al sector del petróleo y energético”, señaló Mellano.

Nicolás Malinovsky.jpg
“El estado actual es prometedor. Y entendiéndolo en un contexto mundial donde la energía está tomando un papel fundamental. Se plantea una transición energética, y Argentina cuenta con recursos para transicionar en la matriz que Argentina necesite", consideró Malinovsky.

“El estado actual es prometedor. Y entendiéndolo en un contexto mundial donde la energía está tomando un papel fundamental. Se plantea una transición energética, y Argentina cuenta con recursos para transicionar en la matriz que Argentina necesite", consideró Malinovsky.

Malinovsky, a su turno, coincidió: “El estado actual es prometedor. Y entendiéndolo en un contexto mundial donde la energía está tomando un papel fundamental. Se plantea una transición energética, y Argentina cuenta con recursos para transicionar en la matriz que Argentina necesite. Tenemos que construir nuestra matriz, algo que ya supimos hacer. Hoy el gas vuelve a ser un recurso fundamental. Y a eso se suman las energías renovables, que hay que desarrollar el clúster productivo nacional y tenemos el rol de la energía nuclear, que no emite gases de efecto invernadero. Y Argentina cuenta con trayectoria en la producción de energía eléctrica con esa fuente”.

“Nos encontramos en un proceso de transición energética y el combustible fuente hacia esa transición, es el gas natural. Argentina tiene una de las principales reservas del combustible del futuro”, agregó Bronstein, quien subrayó: “Soy optimista, a la luz de los resultados. El país es uno de los que mejor pudo emerger de la pandemia. De a poco el mundo vuelve a caminar, a salir de la pandemia, y Argentina es de los países que mejor salió, debido a varias políticas públicas: la producción de petróleo creció 10% en este año. Y la producción de gas natural también tuvo un salto importante, del 18%. El horizonte para crecer es muy positivo”.

Panel 2.jpg
Sebastián Penelli moderó el segundo panel, integrado por Nicolás Malinovsky, Aníbal Mellano y Martín Bronstein.

Sebastián Penelli moderó el segundo panel, integrado por Nicolás Malinovsky, Aníbal Mellano y Martín Bronstein.

Sobre la recuperación de la producción luego del impacto de la pandemia, Mellano explicó: “La energía se mueve con la vida cotidiana, desde la industria hasta los hogares. Con un agravante, que es un limitante, que es la capacidad de almacenaje. La especulación está limitada en ese contexto. No se puede comprar mucho petróleo cuando está barato. El precio se va a mover con la crisis. Nosotros tenemos nuestra realidad, y es una oportunidad para avanzar en diseños y desarrollos que nos están faltando. Tenemos potencialidad, pero hay que poner un plan energético a 20 o 30 años, que no sea solo la meta. Un plan integral. El petróleo es un recurso que nos da energía, al igual que el gas. Tiene que ser transformado en energía y esa transformación también es una gran parte de nuestra economía. Y tenemos que generar innovación en esa industria. La energía tiene que ir a ciertos lugares y la industria que acompaña al desarrollo energético, tiene que estar preparada”.

Con respecto a la oportunidad que tiene el país en la transición energética, Mellano sostuvo: “Creo que es la oportunidad de prepararnos para la transición energética de la mejor manera. Supimos tener ejes en las transiciones previas y Vaca Muerta puede ser una palanca de un salto cualitativo de nuevas industrias, que nos daría previsibilidad interna, que es lo que más necesitamos”.

Por su parte, al analizar la oportunidad que representa la energía nuclear, Malinovsky señaló: “La energía nuclear representa el 10% de la generación de energía eléctrica a nivel mundial. En Argentina es el 7,5%. En ese esquema, si vamos a un mundo descarbonizado, las alternativas que tenemos de potencia firme son el gas, el carbón, los hidrocarburos, y lo que es energía nuclear: porque las renovables generan energía, pero son intermitentes. Ahí Argentina tiene que ver cuál es la mejor matriz, o la que puede llegar a alcanzar, y la energía nuclear va a cumplir un rol fundamental. Se puede incorporar más generación de energía nuclear, teniendo en cuenta el entramado científico y productivo que se genera alrededor”.

Anibal Mellano.jpg
"La inversión que se realiza por un pozo se recupera en dos años. Recursos hay de sobra. Hemos consumido menos del 1% de Vaca Muerta, estamos hablando de muchas décadas de consumo interno y de alguna exportación", advirtió Mellano.

"La inversión que se realiza por un pozo se recupera en dos años. Recursos hay de sobra. Hemos consumido menos del 1% de Vaca Muerta, estamos hablando de muchas décadas de consumo interno y de alguna exportación", advirtió Mellano.

La energía nuclear es muy importante en el proceso de transición. Es una fuente de energía confiable y constante”, explicó Bronstein, y detalló: “Pero el puntal de la transición energética está en el gas natural. Es el puente de la transición energética. Es un recurso interesante y cumple con la condición de firme, que es lo que no cuentan las renovables por el momento. El gas natural es la solución, ya que es el combustible fósil que menos emisiones genera y Argentina cuenta con importantísimos recursos. Argentina ya ha avanzado en el proceso de transición energética”.

Al referirse específicamente a Vaca Muerta y la posibilidad de exportar energía, Mellano destacó: “Hoy es muy rentable. La inversión que se realiza por un pozo se recupera en dos años. Recursos hay de sobra. Hemos consumido menos del 1% de Vaca Muerta, estamos hablando de muchas décadas de consumo interno y de alguna exportación. Pero hay que hacer un estudio previo, porque no es como exportar soja, que tenemos una larga historia. Los grandes productores del mundo no te van a dejar vender barriles de petróleo alegremente. Pero para el uso interno de Argentina, el desarrollo de Vaca Muerta es muy importante”.

Dejá tu comentario