Librerías alertan sobre la situación del sector y piden auxilio económico

Negocios

Como consecuencia de la pandemia, solamente en la Ciudad más de doce comercios del rubro cerraron sus puertas. La Fundación El Libro propuso medidas para solucionar el problema.

Las librerías alertaron sobre la situación crítica que atraviesan, luego de que esta semana se conociera el cierre de tres emblemáticas, y piden una serie de medidas de auxilio económico para evitar que la problemática se profundiza más.

En un comunicado difundido por la Fundación El Libro (FEL) y titulado "Librerías argentinas: una herida que no para de sangrar" se precisó que, a raíz de la pandemia de coronavirus Covid-19, en los últimos días cerraron la sucursal de la librería Hernández de Corrientes y Uruguay, la Waldhuter de la avenida Santa Fe y El Aleph, en la ciudad de La Plata.

En el documento se remarcó que "la emergencia sanitaria y la falta de una política estatal sostenida que proteja al mundo del libro genera que día a día más librerías bajen sus persianas".

La Fundación recordó que "el circuito de librerías es un orgullo para nuestro país" y consideró que "este emblema cultural está siendo puesto en jaque por la pandemia que agudizó algunos de los problemas que viene arrastrando el sector desde hace varios años y que no encuentran respuesta ni en el gobierno porteño ni en el nacional".

A modo crítica, señaló que "por inexplicables cuestiones de redacción de la ley" en 2019 se eximió del pago de IVA a impresores, editores y distribuidores, pero no se incluyó entre los beneficiarios a las librerías.

Entre otros pedidos, planteó "el sostenimiento de los REPRO, líneas de crédito hipotecario, tarifas de servicios subsidiadas, la exención de impuestos inmobiliarios y del pago de cargas sociales para un número fijo de empleados".

La entidad puntualizó que las más perjudicadas son las ubicadas en el microcentro porteño, el principal punto de concentración, debido a que deben hacer frente a "alquileres elevadísimos" que no se redujeron a pesar de que la zona pasó a ser una de las menos transitadas de la ciudad, a raíz de la masificación del trabajo remoto de bancos y oficinas del lugar.

En una enumeración de los establecimientos que debieron bajar sus persianas, la FEL señaló que "la Librería de las Luces, en octubre del año pasado, fue la primera en anunciar su cierre".

"La siguieron en avenida Corrientes Mr. Hyde y las dos sucursales de A Libro Abierto, Los Argonautas de Avenida de Mayo, Las Mil y Una Hojas de Palermo, y lamentablemente la lista continúa", indicó.

En ese sentido, señaló que en la última semana "Librería Waldhuter, el anexo de Librería Hernández y El Aleph de La Plata anunciaron que siguen ese mismo derrotero".

Dejá tu comentario