Mundo

"No comparen a inmigrantes con italianos"

Roma - El vicepremier italiano y líder de la derechista Liga, Matteo Salvini, pidió ayer “que nadie compare” a los emigrantes italianos del siglo pasado con los náufragos africanos que llegan a las costas de su país para escapar del hambre y las guerras en su continente.

“Con la esperanza de que nadie compare a los emigrantes italianos del pasado con los demasiados clandestinos llegados a Italia en los últimos años y mantenidos a costa de los italianos”, escribió Salvini ayer en su cuenta en Twitter.

Según Salvini, los emigrantes italianos del siglo pasado eran “nuestros abuelos y bisabuelos que fueron a trabajar en todo el mundo, a los que nadie les regalaba nada”.

El también ministro del Interior y principal promotor de la política de puertos cerrados para rechazar a náufragos rescatados en alta mar, pidió en su mensaje en las redes “una oración” en esa dirección.

La declaración de Salvini se da en medio de una nueva polémica por el rechazo de Roma a que un barco con 121 personas rescatadas en el Mediterráneo pueda llegar a puertos italianos para desembarcar a los emigrantes, tras el pedido de la ONG española Open Arms para entrar en aguas italianas.

“Si los inmigrantes fueran blancos y europeos sería una cuestión de Estado”, se quejó ayer la ONG.

Las personas que están a bordo huyeron de sus países porque eran “víctimas de abusos, violaciones y torturas”, agregó Open Arms en una nota enviada a varios gobiernos europeos.

El contenido al que quiere acceder es exclusivo para suscriptores.

Dejá tu comentario