Mundo

No para: Trump, contra un pastor negro

Washington - El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, arremetió ayer contra el pastor negro activista por los derechos civiles Al Sharpton, lo que generó nuevas acusaciones de racismo contra el mandatario tras sus recientes ataques contra legisladores negros y de otras minorías étnicas.

Trump, que busca la reelección en 2020, hostigó a Sharpton después de un fin de semana marcado por sus ataques contra Elijah Cummings, un congresista demócrata negro muy crítico del presidente cuyo distrito representa a gran parte de Baltimore, una ciudad de mayoría negra.

“Al es un estafador, un agitador”, escribió el mandatario en Twitter, luego de que el religioso anunciara una visita a Baltimore. “¡Odia a los blancos y los policías!”, agregó sobre el pastor, quien fue candidato a la nominación presidencial del Partido Demócrata en 2004.

Sharpton replicó, acusando a Trump de jugar “la carta de la división racial”. “Tiene un veneno particular hacia los negros y las personas de color”, dijo.

La polémica se desató el sábado, cuando Trump calificó el distrito de Cummings como un lugar “infestado de ratas” en el que nadie querría vivir.

Las acusaciones contra Sharpton y Cummings ocurren luego de que la Cámara de Representantes condenara al magnate por comentarios “racistas” por atacar a cuatro congresistas demócratas, conocidas como el “Escuadrón”, que pertenecen a minorías étnicas y están en el ala más progresista del partido.

El contenido al que quiere acceder es exclusivo para suscriptores.

Dejá tu comentario