Política

PepsiCo ofreció indemnizaciones del 200% y trabajadores tomaron la planta

Trabajadores afectados por el cierre de la planta de producción de snacks que la multinacional PepsiCo tiene en Vicente López ocuparon hoy las instalaciones y denunciaron que la firma ofreció una indemnización del 200% a algunos de los 536 operarios para "romper la medida de fuerza".

No obstante, fuentes del Ministerio de Trabajo dijeron a NA que la oferta de esa indemnización es "para todos" los empleados afectados.

Los trabajadores se manifestaron en autopista Panamericana y Puente San Martín el enterarse de que un camión estaba ingresando a la planta para transportar equipos de producción hacia la ciudad de Mar del Plata, donde tiene otra fábrica.

Inmediatamente fueron hasta la planta y realizaron una asamblea en la puerta, donde dispusieron la "ocupación de los lugares de trabajo" y abrieron el portón principal con un manojo de llaves del personal de seguridad e ingresaron para permanecer allí por tiempo indeterminado.

El camión enviado por la firma estaba escoltado por efectivos de Infantería de la Policía bonaerense, mientras un centenar de gendarmes se apostaron con carros hidrantes en la zona de Puente San Martín y Panamericana para evitar un eventual corte de tránsito.

La firma hizo una declaración en la que aseguró que "respeta" el derecho de los empleados a manifestarse dentro del marco legal pero "se rechaza cualquier acto de intimidación y violación de la propiedad privada".

"Estamos cooperando con las autoridades y confiamos que tomarán las medidas necesarias para resguardar la paz social y los derechos y garantías de todos", dijo la firma en su declaración.

Luis Medina, de la comisión interna gremial de PepsiCo, dijo a NA que la firma hizo un ofrecimiento de una indemnización del 200% a un grupo importante de operarios "como para romper la unidad y desalentar la ocupación de la planta para desguazarla llevando equipos a Mar del Plata".

Fuentes gubernamentales que intervienen en el conflicto señalaron a NA que esa oferta de indemnización es para los 536 operarios, pero reconocieron que el rechazo fue unánime dado que los trabajadores piden que la planta sea reabierta y puesta a producir.

Tras ingresar al playón de la planta, los operarios confeccionaron un inventario y pusieron a cuatro personas en la entrada principal para controlar que nadie saque nada: "Tenemos que cuidar esta empresa porque es nuestra fuente de empleo, es el sustento de nuestras familias", dijo Medina.

Pocos minutos después de tomar las instalaciones, los operarios afectados lanzaron durísimas críticas contra el titular del Sindicato de Trabajadores de la Industria de la Alimentación y exsecretario General de la CGT, Rodolfo Daer.

"Daer nos dejó solos, no apareció en ningún momento. Es un traidor", dijeron trabajadoras ante las cámaras de televisión en medio de una fuerte tensión en las primeras horas de la toma porque estaba el temor a ser desalojados por la Gendarmería o la Infantería bonaerense.

Medina dijo que los operarios le pidieron el viernes último a Daer solidarizarse y acompañar la lucha, además de acercar el 2% que el sindicato recibe en forma solidaria de los trabajadores formales del sector, pero recibieron una negativa doble.

Damián González, otro trabajador de PepsiCo Snacks, dijo que la firma había comenzado a bajar los niveles de producción de la planta de Florida a fines de 2015, lo que fue instalando el "miedo" entre los 536 trabajadores que se desempeñaban allí y ahora fueron despedidos.

"Tengo 35 años y dos hijos (de 1 y 8 años), alquilo, aún tengo fuerzas para salir a buscar un trabajo. Pero hay compañeros de 50 años o más que ya no tienen la misma fuerza ni posibilidades. Por eso no vamos a abandonar esta lucha", dijo González.

El contenido al que quiere acceder es exclusivo para suscriptores.

Dejá tu comentario