Opiniones

Pese al respiro del mercado, los inversores deben mantener la cautela

La recuperación de las acciones argentinas en dólares alcanza el 25%, y en los bonos de hasta el 10%, reflejado en una caída del riesgo país de más de 100 puntos.

Junio está cerrando como un buen mes para los activos financieros argentinos, y en consecuencia un mes de respiro para los inversores. La recuperación de las acciones argentinas en dólares alcanza el 25%, y en los bonos de hasta el 10%, reflejado en una caída del riesgo país de más de 100 puntos. La estabilidad del tipo de cambio claramente se suma como un factor clave para este comportamiento, que incluso permitió ir mostrando una caída (aunque a un ritmo gradual) de la tasa de interés.

A este escenario contribuyeron factores locales, y externos. En los primeros, la menor incertidumbre electoral, detrás de una definición de listas que el mercado vio en general con buenos ojos. También ayudo algunos datos económicos, como una inflación cayendo (a pesar que siga alta). Todos datos que favorecen incluso que el Gobierno vaya mejorando su imagen, y en consecuencia muestre mayor competitividad en las elecciones.

columnaPPI.mp4

En lo externo, por su parte, no hay dudas que el punto principal pasa por la FED y su posición dovish. Posición que ya había anticipado Powell semanas atrás, y ratificó el organismo en la última reunión, y que aumenta la probabilidad de una baja en las tasas de interés más rápido que tarde. De hecho, la expectativa de un recorte para la reunión de julio es mayor al 90%.

Esto claramente fue bienvenido por los mercados emergentes, y lógicamente favorece a Argentina –aún con sus temas propios-.

En cuanto a los próximos meses, y si no hay ruidos desde lo externo, el driver principal para el mercado local será el escenario electoral que entendemos es binario (y no se resolverá hasta el último momento, pudiendo este, ser noviembre). En consecuencia, seguimos manteniendo cautela a la hora de armar una cartera.

Es importante entender los dos diferentes escenarios posibles, y sus probables resultados para los activos. Si el inversor espera que el actual Gobierno gane, y busca exponerse a este riesgo, entendemos que los activos argentinos (sean acciones y/o bonos) tienen un gran potencial de suba en un horizonte de inversión de 12 meses.

El contenido al que quiere acceder es exclusivo para suscriptores.

Dejá tu comentario