Apoyo del PJ a Solá por el impuesto a la riqueza

Portada Principal

Buenos Aires - El PJ y el Frente para la Victoria (FpV) bonaerenses dieron señales en los últimos días de que están dispuestos a « reconsiderar» -aunque con cambios- el polémico proyecto de Felipe Solá que promueve la creación de un impuesto a la riqueza, y que ya tiene media sanción.

Sin embargo, desde el PJ condicionaron un eventual aval a que el nuevo tributo «no constituya doble imposición, que no sea inconstitucional y que no funcione como precedente para que otras provincias hagan reclamos de «pertenencia» sobre gravámenes que ahora cobra Nación y sobre los que no coparticipa».

En este sentido, la intención sería definir la redacción de un texto que modifique la iniciativa aprobada en diciembre en la Cámara de Diputados, aunque con diferencias respecto de la pretensión original del Poder Ejecutivo provincial. En rigor, el PJ no parece ser el principal escollo a vencer por la gobernación, ya que las mayores trabas podrían surgir desde las bancadas propias del FpV.

En este marco, según «El Día» de La Plata, algunos diputados -que ya votaron ese proyecto a fin de 2006, elevando el piso del patrimonio sobre el que se cobrará el tributo de los $ 500 mil que proponía el Ejecutivo, a $ 700 mil-, proponen ahora una nueva reforma, para ubicar ese piso en 600 mil pesos.

Y en el núcleo felipista del Senado, en cambio, dicen que ese parámetro deberá ser el que pidió el Ejecutivo -$ 500 mil-y hablan, en cambio, de no darle curso al impuesto a los activos financieros, el más sospechado de presunta inconstitucionalidad por «doble imposición».

A fines de diciembre, el Senado provincial -a instancias del PJ y de la UCR-impidió convertir en ley la iniciativa de Solá, que ya había recibido media sanción en Diputados, por la necesidad de analizar la iniciativa «con más tiempo».

Pese al escollo, la decisión del gobernador justicialista es insistir el mes próximo con el intento de que la ley sea sancionada, en el marco de una necesidad de caja acuciante en una provincia que prevé para este año un déficit de cerca de $ 1.600 millones.

El proyecto oficial contempla la creación de un impuesto a la riqueza, que entre en vigencia recién en enero de 2010, una vez que Nación deje de cobrar Bienes Personales, ya que, de lo contrario, se trataría de una doble imposición sobre un mismo objeto.

Pero el mismo proyecto dispone que hasta tantose instrumente ese tributo, la provincia pueda percibir «nuevos conceptos» desde este año.

La pretensión de Solá es cobrar una «sobrealícuota» en los impuestos Inmobiliario Urbano y Patentes a los contribuyentes con «patrimonios altos», además de crear y cobrar desde este año un nuevo gravamen sobre los activos financieros, que alcance a los contribuyentes cuyo patrimonio total supere los 500 mil pesos.

El proyecto de impuesto a la riqueza elaborado por el Ministerio de Economía provincial disponía el cobro de una sobrealícuota en el Inmobiliario y en Automotores de 0,50% para los contribuyentes con patrimonios de entre 500 mil y 700 mil pesos; de 0,75% para los de 701 mil a 1 millón de pesos; y de 1% para los que superaranese monto. En cambio, la iniciativa aprobadapor Diputados elevó el piso a 700 mil pesos y dispone que los contribuyentes con patrimonios que oscilen entre ese monto y 1.200.000 pesos deberán pagar una sobrealícuota de Inmobiliario y Patente de 0,50%; entre 1.201.000 y 2.000.000 de pesos, de 0,75%; y para más de 2 millones de pesos, de 1%.

Esas modificaciones, sin embargo, fueron rechazadas por el gobernador Solá y el ministro de Economía, Gerardo Otero, ya que de los 300 millones de pesos que se preveían recaudar, la cifra se reduciría a 70 millones.

Dejá tu comentario