El tren volvió a unir Buenos Aires y Córdoba

Portada Principal

El tren de pasajeros que unía a las ciudades de Córdoba y de Buenos Aires y que no circulaba desde hace doce años realizó ayer su viaje inaugural en medio de la algarabía de miles de personas que recibieron a la formación a su arribo a la vieja estación de esta ciudad.

Se trata del convoy que desde principios de abril cubrirá el trayecto Córdoba-Retiro (ciudad de Buenos Aires), en el marco de la rehabilitación de ramales encarada por el presidente Néstor Kirchner.

La empresa Ferrocentral, que está conformada por Ferrovías y Nuevo Central Argentino (NCA), tendrá a su cargo la explotación de este tren que comenzó a circular otra vez luego de su cierre en 1993 a raíz de la política de privatización y cierre de ramales.

El tren tendrá una capacidad para 244 personas y estará conformado por una locomotora y dos coches camarote con 12 habitaciones dormitorio cada uno y aire acondicionado.

También tendrá un coche comedor donde servirán comidas preparadas en el mismo tren, además de un coche pullman -ambos con aire acondicionado-, dos coches de primera clase, dos furgones para encomiendas y un vagón para transportar 12 vehículos.

Además esta previsto incorporar dos vagones para clase turista para duplicar la cantidad de pasajeros.

El tren partió el viernes por la noche a las 21 y luego de 15 horas de viaje llegó a la ciudad de Córdoba pero sin pasajeros, sólo transportó a distintas funcionarios nacionales y la tripulación propia del tren.

Del viaje participaron el interventor en la Comisión Nacional de Regulación de Transporte (CNRT), Pedro Ochoa Romero; y el presidente de Ferrocentral, Héctor Cimo, entre otras autoridades e invitados.

Cuando el tren comenzó a ingresar a esta capital, miles de personas apostadas cerca de las vías y enarbolando banderitas argentinas, le brindaron una singular bienvenida con aplausos y gritos de alegría.

En el acceso a la estación de Córdoba se lanzaron fuegos artificiales y bombas de estruendo, al tiempo que la máquina concretaba el tradicional corte de las cintas azul y blanco.

En los andenes, que albergaron a cientos de personas, estaban antiguos empleados ferroviarios que observaron el paso del convoy emocionados y con lágrimas en sus ojos.

Distintas organizaciones sociales cordobesas y entidades intermedias se hicieron presentes con sus banderas aunque no concurrieron el gobernador José Manuel de la Sota ni el intendente Luis Juez.

El secretario de Transporte, Ricardo Jaime, destacó "el esfuerzo que significó poner en marcha este tren, ya que sólo para reparar vías se invirtieron diez millones de pesos", mientras que el titular de Ferrocentral ponderó el trabajo realizado por el personal y se comprometió a sostener y jerarquizar aún más el servicio.

Unas horas antes de llegar a esta ciudad, el tren hizo una breve escala en la estación de Villa María, donde la intendente de esa ciudad ubicada a 150 kilómetros al sudeste de aquí, Nora Bedano, exteriorizó su satisfacción por la rehabilitación del tren.

Los servicios regulares comenzarán en los primeros días del mes próximo.

Dejá tu comentario