Los niños protestaron en Plaza de Mayo

Portada Principal

La caravana denominada "los chicos del pueblo", que recorrió varias provincias desde el 20 de junio, llegó ayer a la Plaza de Mayo, donde se realizó un acto en reclamo de una asignación universal para la niñez.

La marcha terminó frente a la Casa Rosada, luego de haberse detenido durante la jornada en la localidad bonaerense de Moreno, en el Parque Rivadavia y en la Plaza Miserere para desarrollar distintas actividades.

Entre los actos realizados, sobresalió el efectuado frente al santuario que montaron los familiares de las víctimas de República Cromañón, en Plaza "Once", donde se soltaron globos.

A partir de la tarde distintas columnas de Capital y el conurbano se fueron sumando hasta que la central entró en Plaza de Mayo para desarrollar un acto, cuyos oradores fueron chicos de distintas edades, antes del cierre que estuvo a cargo del director de la fundación Pelota de Trapo de Avellaneda, Alberto Morlachetti.

"La consigna de la marcha fue muy sencilla: que se pare el crimen de los chicos porque cien pibes se mueren de hambre por día y en el Banco Central hay 22 mil millones de pesos acumulados", señaló el coordinador nacional de la organización Omar Giuliani.

Agregó que la pretensión del grupo es que el gobierno "elimine el clientelismo de los planes sociales y propulse la creación de una asignación universal para la niñez" ya que, según dijo, en Argentina hay 9.5 millones de chicos pobres.

La caravana comenzó el 20 de junio en Tucumán y pasó por distintas localidades de Catamarca, La Rioja, Córdoba, Santa Fe, Corrientes, Concordia y la provincia de Buenos Aires.

Durante el acto, la Plaza de Mayo estuvo vallada hasta la altura de la pirámide por un operativo policial que mantuvo cortadas las calles Balcarce, Rivadavia e Hipólito Yrigoyen.

Dejá tu comentario