Política

Prometen a provincias reactivar obra pública y regularizar deudas

El Gobierno nacional anunció a los gobernadores peronistas de 13 provincias que regularizará una deuda de más de 10.000 millones de pesos que había sido contraída para obras de infraestructura y transferencias de planes sociales. En una reunión que encabezó en la Casa Rosada el ministro de Interior, Obras Públicas y Vivienda, Rogelio Frigerio, y de la que también participó el jefe de Gabinete, Marcos Peña, se convino, además, que en dos semanas la Nación y las provincias pondrán en marcha una "agenda técnica" de diálogo y negociación para garantizar la plena vigencia del "federalismo fiscal".

"El Presidente ha decidido darle prioridad al pago de estas deudas y estimamos que en el transcurso de cinco semanas vamos a poder ponernos al día. Esto va a tener un impacto muy importante en términos de trabajo en la obra pública en todas las jurisdicciones del país", sostuvo Frigerio ante los gobernadores. En una conferencia de prensa junto a Juan Manuel Urtubey (Salta), y Sergio Uñac (San Juan), el ministro anunció también que el Poder Ejecutivo Nacional dictará un decreto correctivo sobre la transferencia de fondos realizada a la Ciudad de Buenos Aires por el traspaso de la Policía Federal. Frigerio recordó que esa transferencia se relaciona "con el compromiso y la decisión política del Presidente" en el sentido de que el traspaso debía efectuarse "como dicta la ley, con los recursos presupuestarios correspondientes".

Urtubey destacó la invitación al diálogo por parte del Gobierno nacional y ponderó el hecho de que "oficialismo y oposición estamos estableciendo un marco de vinculación y relación a la altura de lo que pueblo argentino esperaba de nosotros". Remarcó que los desafíos de la Argentina hoy pasan por lograr equilibrio en la coparticipación, acceso al financiamiento y competitividad en la economía y confió en que "con un trabajo articulado entre la Nación, las provincias y los municipios y con esta forma de diálogo, aun con posiciones diferentes, vamos a contribuir a que eso sea posible".

A su turno, el gobernador Uñac manifestó el deseo de que a partir de la convocatoria formulada por el Gobierno nacional "se empiecen a ensayar distintas salidas para que podamos generar un pie de igualdad en un país federal para las 24 provincias argentinas". Además de Urtubey y Uñac, la nómina de gobernadores presentes incluyó a Gustavo Bordet (Entre Ríos), Rosana Bertone (Tierra del Fuego), Domingo Peppo (Chaco); Carlos Verna (La Pampa), Gildo Insfrán (Formosa); Alicia Kirchner (Santa Cruz), Sergio Casas (La Rioja), Lucía Corpacci (Catamarca) y Juan Manzur (Tucumán). También estuvieron los vicegobernadores de Santiago del Estero, José Emilio Neder, y de Misiones, Oscar Herrera Ahuad.

Frigerio puso de relieve que con la reunión técnica que abrirá el diálogo con las provincias "vamos a empezar a trabajar en base a una agenda concreta sobre estas cuestiones que hacen al federalismo fiscal". El ministro sostuvo que "llevaremos adelante esa tarea decididamente porque así lo pidió el presidente Macri". Y señaló que por ese camino se llegará a una solución definitiva "después de dos décadas de retroceso en este plano, sobre todo en estos últimos 12 años en los que la Argentina se volvió un país unitario como nunca antes en la historia".

El sábado pasado los gobernadores del PJ se reunieron en la ciudad de San Juan para fijar una posición común frente a la decisión de Mauricio Macri de aumentar por decreto la coparticipación para la Ciudad de Buenos Aires en la que no sólo se transferían recursos por el traspaso de la Policía Federal sino que, al estar enganchados al índice de distribución de los fondos coparticipables, también se incrementaban los del Fondo Nacional de Vivienda (Fonavi) y del Fondo Sojero (Fondo Federal Solidario), aumentando "la inequidad con las provincias".

El contenido al que quiere acceder es exclusivo para suscriptores.

Dejá tu comentario