Edición Impresa

Radiografía de un inicio 2019 negativo

El año comenzó con un retroceso de la actividad a niveles de 2006. Producción, ventas y exportaciones, en baja.

El proceso recesivo que golpea a la industria cerró un trimestre negativo. Sólo en marzo se registró una fuerte caída de 41,1% en la producción en la medición interanual, mientras las ventas mayoristas al mercado interno se derrumbaron un 57,6%, en la misma comparación.

Según las estadísticas difundidas por ADEFA, la cámara empresarial que reúne a las terminales, las automotrices produjeron 29.227 vehículos en marzo, un 10,5% menos respecto del volumen de febrero.

En el acumulado del primer trimestre, el sector alcanzó las 76.692 unidades producidas (autos y utilitarios), lo que marcó una caída de 30,7% en comparación con las 110.598 unidades que se produjeron en el mismo período del año anterior.

El volumen de vehículos exportados durante marzo ascendió a 21.085 unidades, lo que mostró una mejora de 8,5% con relación a febrero. Si la comparación se efectúa contra el mismo mes de 2018, la caída en los envíos fue de 23,9%, indicó la cámara empresarial.

Entre enero y marzo se exportaron un total de 47.919 vehículos, es decir, se registró una baja de 16,4% en su comparación con el mismo período del año pasado, cuando se enviaron al exterior 57.348 unidades.

Continuando con los datos registrados durante el tercer mes del año, el sector comercializó a su red de concesionarios 33.708 unidades, un 10,9% más respecto de febrero y una caída de 57,6% en su comparación con marzo de 2018.

De esta forma, el acumulado de los tres primeros meses del año la venta mayorista (concesionarios) fue de 94.150 unidades, un 56,8% menos respecto del primer trimestre de 2018 en el que se comercializaron 217.747 vehículos.

Este dato complementa la información difundida por la asociación de concesionarias (ACARA) con una caída de 49,5% en el primer trimestre.

El contenido al que quiere acceder es exclusivo para suscriptores.

Dejá tu comentario