Edición Impresa

Refrigeración Menza, una empresa de soluciones

El proceso de refrigeración significa lograr la correcta interacción de múltiples componentes mecánicos y químicos para lograr la disminución de la temperatura, sea del aire de un ambiente o de parte o partes de equipos domiciliarios o industriales.

Precisamente ése ha sido el terreno que eligió José Menza para desarrollarse en el campo de los negocios.

En la década del 50 comenzó a crecer la industria de la refrigeración en nuestro país. José, apenas salido de la adolescencia, comenzó a trabajar en Saccol, una de las empresas que fueron emblemáticas en el rubro y que resultó una excelente escuela para que el joven adquiriera gran parte de los conocimientos que le permitieron luego crear su propia empresa. Naturalmente, no fue un proceso sencillo y sin esfuerzos; Menza, en Saccol o ya independizado, hizo toda la carrera: partió de mecánico, hasta llegar a la posición de hoy, empresario y hombre de consulta en refrigeración.

Refrigeración Menza cumple sus primeros 50 años de actividad como una empresa que por sus características es única en el país. En efecto, Menza provee una completísima línea de motocompresores, repuestos, herramientas y accesorios a los mercados de refrigeración comercial, familiar y de aire acondicionado automotor. La firma fabrica repuestos propios, es distribuidor autorizado de marcas de relevancia internacional, como Dupont o York, y nacional, tales como White, Válvulas AP, y Dicall, y adicionalmente repara motocompresores, todo en su local ubicado en la Av. Crovara 2158, La Tablada.

La gama de productos de fabricación propia es amplia; así, produce componentes para unidades condensadoras tales como condensadores, tubos recibidores y bases. También se manufacturan ménsulas, condensadores y evaporadores para equipos de transporte y garrafas recargables.

Los productos que la empresa distribuye y vende cubren prácticamente todo el espectro del rubro, y van desde equipos completos tales como motocompresores, hasta gases y aceites refrigerantes.

Es interesante destacar que el local de Menza fue diseñado específicamente para desempeñar las tareas que en él se desarrollan, lo que representó en su momento un significativo aporte en cuanto a la disposición de sectores y a la entrada y salida de materiales y equipos.

La cartera de clientes activos de Refrigeración Menza supera los 1.200 integrantes, incluyendo instaladores, mecánicos, empresas, otros reparadores del mismo ramo y público en general.

La empresa no limita sus actividades a lo productivo y lo comercial, brinda también servicio de posventa para asegurar el correcto y más eficiente uso de sus productos y al mismo tiempo da asesoramiento especializado a través de personal altamente capacitado.

La capacitación es, precisamente, uno de los aspectos que más enfatiza la compañía, al punto de que todo su personal de mostrador es adiestrado mediante diversos cursos para poder asesorar adecuadamente a los clientes. Por cierto, el camino que recorrió la empresa tuvo numerosos tramos complicados, coincidentes en lo general con los altibajos que han caracterizado a nuestra economía a lo largo de los últimos cincuenta años.

Usando ingenio y mucho esfuerzo, esos tramos fueron superados exitosamente, no sin dejar algunos retazos en el camino; vale como ejemplo el hecho de que la empresa fabricaba motores hasta que la importación y la caída de precios de los años 90 la obligó a dejar de hacerlo.

Refrigeración Menza hoy sigue a cargo de José, un apasionado de las cuestiones técnicas, acompañado por su hija Silvana, encargada de la gestión y administración de la empresa.

El espíritu que guía a Refrigeración Menza SRL es claro; cuando, entrevistando a José y a Silvana en el salón de reuniones de la firma, nos relataban su historia y actividades, José expresó: Menza no es una casa de refrigeración, es una casa de soluciones. No podría haberlo resumido mejor.

El contenido al que quiere acceder es exclusivo para suscriptores.

Dejá tu comentario

Lo que se lee ahora