Economía

Sandleris justificó el cepo hard

El presidente del Banco Central, Guido Sandleris, procuró relativizar los alcances del nuevo cepo hard, que impide comprar mas de u$s200 para atesoramiento. Si bien consideró que afectará a las personas, también consideró que busca “preservar las reservas durante la transición”, aunque admitió que esta medida “no es gratuita para la economía”.

“El objetivo es preservar las reservas durante este período de transición, hasta que el nuevo gobierno defina su política económica y se despeje la incertidumbre”, enfatizó el funcionario en una conferencia de prensa. El presidente del BCRA dijo reconocer que “esta medida, aun siendo temporaria, es muy estricta y afecta a muchas personas”.

En ese marco, el jefe de la autoridad monetaria admitió que “no es normal” que el país tenga los “niveles de volatilidad que tiene” en el mercado de cambios, y aseguró: “Eso no ocurre en ningún lugar del mundo”.

A su criterio, esa situación es consecuencia de que “los argentinos no hemos podido construir consensos básicos que nos protejan” de esos vaivenes.

Sandleris garantizó que durante el resto de su gestión, que finaliza el 10 de diciembre próximo, seguirá “desarrollando una política monetaria consistente”.

Además, el funcionario se mostró dispuesto a “coordinar políticas económicas” con los equipos del presidente electo Alberto Fernández.

Al igual, Hernán Lacunza, el ministro de Hacienda, afirmó que se trata de un esquema que tendrá una vida limitada, por lo menos hasta la llegada del nuevo equipo económico.

Al respecto, Lacunza ratificó que el cepo en su nueva versión “no es permanente” y agregó que un nuevo esquema cambiario “se tendrá que instrumentar cuando el nuevo gobierno diseñe e implemente su política económica”

El contenido al que quiere acceder es exclusivo para suscriptores.

Dejá tu comentario