Edición Impresa

Se acentúan los problemas de abastecimiento en gasoil y nafta

• ESTÁN AFECTADAS LAS ESTACIONES SIN BANDERA, Y EN PARTE, EL CAMPO Y LA INDUSTRIA
Las grandes refinerías no quieren aumentar la participación en las ventas, a lo que se suman actitudes especulativas en el segmento mayorista.

El mercado de los combustibles no se tranquilizó ayer tras los aumentos de precios aplicados el domingo por YPF que elevaron en un 5% la nafta súper y el gasoil, y en un 8% los productos premium. El sitio especializado "Surtidores" reveló que los mayoristas no reponen combustibles a las estaciones blancas, aunque ya habían dispuesto con anterioridad cupos tanto en gasoil como en nafta.

Las dificultades en el segmento mayorista se extienden también a las ventas para el campo y para la industria, y en algunos casos se terminan pagando sobreprecios de más del 50% por el gasoil.

La situación obedece a que las refinerías no quieren aumentar su participación de mercado mientras los precios estén desfasados con respecto al valor del petróleo y del tipo de cambio, y hace ya tres semanas que la refinería ubicada en Bahía Blanca, perteneciente a la holandesa Trafigura, dejó de producir. Se estima que hay además una actitud de estoqueo de parte de los mayoristas porque no saben a qué valores van a poder reponer los litros que vendan.

Por otra parte, Shell y Pan American Energy (PAE) por Axion , recién hoy aumentarán los precios de los combustibles, porque el día de ayer se dedicaron a evaluar la situación tras las subas aplicadas por YPF. Aunque siempre se mantiene la tendencia de quedar en línea con la petrolera estatal porque tiene el 55% del mercado, podría haber alzas un poco mayores sobre todo en el interior del país y en localidades donde hay poca competencia.

Considerando la suba de YPF, las empresas estiman que todavía hay un desfasaje del 20% si se toma en cuenta el valor internacional del petróleo y la evolución del dólar. "Cada una fijará el incremento de acuerdo al nivel de mercado que quiera mantener", dijo ayer un analista.

Esa afirmación anticipa más dificultades de abastecimiento. Porque YPF no está en condiciones de ampliar la oferta debido a que se encuentra en un nivel muy elevado de ocupación de las plantas refinadoras, y además está suministrando combustibles a través de Dapsa a las estaciones de la marca Oil, debido a que la refinería de San Lorenzo que operaba esa compañía, no está operando por decisión judicial.

Además a YPF tampoco le conviene aumentar la participación en las ventas, mientras disminuyen sus ingresos medidos en dólares, y cuando la mayor parte de su deuda está en esa moneda.

Por otra parte, ayer se sumó a las presiones sobre los valores al público, un nuevo ajuste en el precio de los biocombustibles dispuesto por el Ministerio de Energía. El biodiésel, que representa un 10% de un litro de gasoil, tuvo un incremento del 7,4% con respecto a junio, y del 14,9% con respecto a mayo.

El etanol de caña de azúcar, que significa un 12% de un litro de nafta, tuvo un alza del 6,3% con respecto a junio y del 7,9% con relación a los valores vigentes en la segunda quincena de mayo. En tanto el etanol de maíz tuvo una suba del 5% contra junio, y del 12,9% en comparación con la segunda quincena de mayo.

Esto presiona sobre los valores de los combustibles porque en mayo no hubo alzas al público, y en junio hubo un aumento del 5% que en parte se debió al ajuste por inflación de los impuestos. El impacto de los biocombustibles se suma al alza en el precio de la variedad Brent en el mercado de Londres que ayer cerró a u$s77,33 y el viernes había llegado a u$s79,44, al aumento del tipo de cambio y a la incertidumbre de que éste haya llegado a un punto de equilibrio.

En las petroleras además hay interrogantes sobre cuándo se podrán seguir recomponiendo los precios en los surtidores, ahora que no hay plan de ir recuperando lo atrasado en cuotas, y tienen cierta desconfianza sobre la definición del ministro Javier Iguacel en cuanto a que "los precios se van a mover con libertad y responsabilidad". La frase tampoco da tranquilidad ni certezas a los consumidores.

El contenido al que quiere acceder es exclusivo para suscriptores.

Dejá tu comentario