Economía

Se afianza Georgieva para FMI (la espera Argentina)

El organismo dijo que completará el proceso de selección lo antes posible, con la fecha límite del 4 de octubre. Urgencia e incertidumbre por desembolso de u$s5.400 millones.

Washington - La número dos del Banco Mundial, la búlgara Kristalina Georgieva, es la única candidata para ser la nueva directora gerente del Fondo Monetario Internacional (FMI), un cargo en el que deberá hacer frente a la desaceleración mundial, la guerra comercial y la incertidumbre de la crisis en Argentina.

La fecha para el nombramiento de nuevo director gerente es relevante para la Argentina dado que espera la aprobación de un nuevo desembolso del programa establecido con el organismo por u$s5.400 millones. En principio, el giro de fondos estaba pautado para este mes, aunque hasta el momento no hay novedades al respecto, en el calendario del directorio de la entidad financiera multilateral.

La semana pasada el FMI anunció una reforma de su estatuto para suprimir el límite de edad para ser nombrado director gerente, allanando el último obstáculo que Georgieva -la candidata de la Unión Europea- tenía por delante. “Una aspirante, la Sra. Kristalina Georgieva, actual directora ejecutiva del Banco Mundial y ciudadana búlgara, ha confirmado su voluntad de ser considerada como candidata”, indicó el FMI en un comunicado.

Si Georgieva es nombrada, se convertiría en la segunda mujer en ser designada directora gerente, después de Christine Lagarde, que dejará el cargo el jueves para presidir el Banco Central Europeo (BCE).

“El objetivo del directorio es completar el proceso de selección lo antes posible y como última fecha el 4 de octubre de 2019”, indicó el FMI.

Georgieva fue designada la candidata de la Unión Europea a principios de agosto en una votación muy cerrada que dejó ver las divisiones internas del grupo entre Francia, que la apoyó a ella, y Alemania, que prefería al exministro de Finanzas holandés, Jeroen Dijsselbloem. Ahora el directorio va a organizar entrevistas con Georgieva, informó el FMI.

Según una regla no escrita, los europeos siempre han ocupado el sillón del jefe del FMI y Estados Unido se ha reservado la presidencia del Banco Mundial.

Aunque esta tradición, que data de los acuerdos de Bretton Woods de hace 75 años, es cuestionada, ya que no refleja el creciente peso que tienen los países emergentes, ningún candidato de otras latitudes quiso optar al puesto esta vez.

El proceso de nominación se cerró el viernes, un día después de que el FMI reformara sus estatutos para permitir la candidatura de Georgieva, que cumplió 66 años el 13 de agosto, lo que la descalificaba por unos días para ocupar el cargo.

De ser confirmada, Georgieva enfrenta un panorama desafiante en la economía global, inmersa en tensiones comerciales que amenazan el crecimiento. Además deberá gestionar el mayor préstamo de la historia del FMI que fue otorgado el año pasado a Argentina por más de u$s57.000 millones y que sin que el país logre salir de la recesión ha generado una ola de críticas.

Esta economista ocupó el cargo de comisaria europea encargada de Ayuda Humanitaria entre 2010 y 2014. También fue durante un año, entre 2015 y 2016, vicepresidenta de la Comisión Europea, encargándose del presupuesto y de recursos humanos. En el Banco Mundial, donde Georgieva efectuó la mayor parte de su carrera antes de convertirse en directora general, en 2017, ganó experiencia en el sector del medio ambiente al intensificar las acciones en los ámbitos del desarrollo sostenible y de la agricultura.

Agencia AFP

El contenido al que quiere acceder es exclusivo para suscriptores.

Dejá tu comentario