El puerto de Montevideo se prepara

Secciones Especiales

A bordo de la draga por succión Cosmos, una de las más grandes y potentes que se encuentran en nuestro país, se llevó a cabo un almuerzo de trabajo con el representante de Boskalis, empresa propietaria de la nave, Sergio Cetera.Hoy en día, esta unidad está recibiendo el último tramo del recorrido y puesta a punto en Tandanor; previo a su traslado a Montevideo, para comenzar una obra de dragado de suma importancia para Uruguay.
El proyecto, para el que ha sido contratada la empresa Boskalis, es encarar las obras de dragado tanto de los canales de acceso al puerto de Montevideo como del puerto mismo. Al respecto, Cetera aclaró que la parte interior del puerto continúa siendo responsabilidad de la Administración Nacional de Puertos Uruguayos.
La obra consistirá básicamente en dragar el canal, en una primera etapa, a una profundidad de 12 metros, y con salida del canal de Montevideo al mar, estimándose que estará finalmente terminada para fin de año, implicando una inversión de 4 millones y medio de dólares. Este emprendimiento «pretende convertir a Montevideo en el puerto hub de la región», subrayó el directivo, afirmando en este sentido que, efectivamente, «tiene posibilidades de lograrlo, y esto lo demuestra el hecho de que ya hay líneas que se están yendo del puerto de Buenos Aires para operar desde el de Montevideo».
En este orden, explicó que el destino del puerto de Buenos Aires, si no hay una reversión al respecto, que busque mantener las cargas y conseguir otras nuevas, será el de «convertirse en un puerto de menor importancia en el Cono Sur, con el riesgo de transformarse en un puerto que reciba sólo buques fedders». «O se toma la cuestión en serio -dice Cetera- y se le da el papel que le corresponde, como en Uruguay, o las líneas se van a ir a otros lugares, como ya ha comenzado a suceder.»
En cuanto a la selección de la empresa Boskalis para llevar adelante estas obras, informó que fue tras una licitación internacional, a la que se presentaron 4 empresas de primer nivel.
 Otro proyecto
En otro orden, Cetera se quejó del contrato compartido entre la Argentina y Uruguay, el del canal Martín García, cuyas obras corren el riesgo de paralizarse, perdiendo la inversión ya realizada de unos 100 millones de dólares, ante la falta de pago de ambos gobiernos a la empresa Riovía (que ahora es 100% de Boskalis). En la misma, los dos gobiernos deben aportar recursos para mantener este canal, que es equivalente al Mitre-Palmas, pero con un mantenimiento mucho más económico.
«La Argentina y Uruguay están atrasados casi un año en sus pagos. Hay una posibilidad de que la inversión inicial, que fue del orden de los 90 o 100 millones de dólares, se pierda por este retraso del pago del mantenimiento -destacó-. Si el día de mañana quieren bajar con ‘ape-size’del norte del Paraná, tendrían que salir forzosamente por el Paraná Bravo, porque el Paraná de las Palmas no aguantaría ese tipo de tráfico, con barcos de 150 mil toneladas y cargados, por todas las complicaciones y riesgos que esto acarrearía.»

Dejá tu comentario