Seleccionado opulento

Secciones Especiales

Arnault y Pinault son los líderes en marcas de lujo seguidos por un holding suizo. Arnault puso en marcha la sinergia de LVMH (sigla que representa a Louis Vuitton, Moët-Chandon y Hennessy). Desde 1995 fue llegando a las 45 marcas actuales, que son sinónimo de lujo, como Kenzo, Fendi, Loewe y un largo etcétera. Una de sus singularidades es aceptar que una firma tan francesa como Christian Dior sea manejada por John Galliano o que los norteamericanos Marc Jacobs y Michael Kors estén al frente de Louis Vuitton y Celine. A su vez, Francois-Henri Pinault, al frente de PPR, que logró vencer a Arnault en la batalla por Gucci, es propietario de Yves Saint Laurent, Alexander McQueen, Stella McCartney, Sergio Rossi, Bottega Veneta, además de Boucheron, Roger & Gallet, Bédat & Co, Christie's -que junto a Sotheby's es el nombre mayor en remates de arte y anexos-, el semanario «Le Point» y la megalibrería FNAC.
Por su parte, el grupo Richemont, basado en Suiza, posee a Cartier, Van Cleef & Arpels, Piaget, Baume et Mercier, IWC, Jaeger LeCoultre, Vacheron Constantin, Dunhill, Lancel, Montblanc, Chloé y Shanghai Tang, su asociada en China.

Dejá tu comentario