Visitarla es pretender regresar una y otra vez

Secciones Especiales

Al elegir San Carlos de Bariloche como destino turístico, todo visitante desea conocer o regresar a uno de los lugares más apropiados y recomendados para disfrutar de un paseo inigualable: Complejo Turístico Teleférico Cerro Otto.
A sólo 5 km de la ciudad se encuentra emplazada la Estación Inferior, desde donde parten 42 góndolas panorámicas que ascienden hasta los 1.405 metros sobre el nivel del mar, a una velocidad constante de 3 m por segundo, recorriendo una distancia de 2.100 m, mientras lagos, cordones montañosos, exuberante vegetación y la ciudad se observan desde las cabinas totalmente vidriadas. Tanto en la temporada invernal 2007, como en el verano 2008, la cantidad de pasajeros se ha incrementado en 20% con respecto a las anteriores, seguramente atraídos por «las mejoras constantes en innovación, compromiso y reinversión, actualizando los servicios acorde a las demandas», según expresó el gerente general del complejo, Oscar Borrelli.
Como ejemplo se puede citar lo que fue considerado la novedad del verano barilochense: Otto Kart, sistema de deslizamiento con vistosos inflables que recorren las pistas de trineos tapizadas -fuera de la época invernal- con un material sintético que permite adquirir velocidad sin riesgos; así como su exclusivo Funicular de la Cumbre, un nuevo medio de transporte inaugurado durante la temporada de invierno 2007.

NOVEDADES PARA ESTE INVIERNO

En el marco del compromiso constante de ofrecer cada vez más y mejores servicios, Borrelli anticipó las novedades para esta temporada. Una de ellas será la incorporación de su nuevo atractivo: Motos de Nieve, entretenimiento destinado a los más pequeños y a los jóvenes exclusivamente. Estas funcionarán en un circuito predeterminado, sobre el sector de pistas adaptable para tal fin y no provocarán impacto alguno en el bosque.
En otro orden, Borrelli anticipó que «se está trabajando en importantes modificaciones en la cumbre, tendientes a facilitar el turismo accesible». Para ello «se eliminarán las escaleras exteriores, reemplazándolas por rampas con suaves pendientes» de modo que las denominadas barreras arquitectónicas no impidan que «no sólo las personas con capacidades diferentes, sino un universo mucho más amplio conformado por mujeres embarazadas, madres con niños pequeños y personas de la tercera edad puedan disfrutar de una de las excursiones más atractivas de la ciudad» de San Carlos de Bariloche. Según explicó, «esta etapa se continuará, en un futuro cercano, con tareas similares en el interior del complejo, cuyo acceso de todas formas está facilitado actualmente por nuestro personal». Cabe mencionar que el complejo cuenta, además, con dos sectores de sanitarios, uno en el interior y otro en el exterior; personal paramédico para brindar atención de primeros auxilios y enfermería y personal permanente para atención al visitante. El disfrute en la nieve está garantizado ya que el complejo cuenta también con equipos de fabricación de nieve artificial, marca Lenko, que cubren las pistas de trineos para que el visitante pueda disfrutarlas durante toda la temporada, en tanto se realiza un constante pisado asegurando así mejores condiciones de uso.

Dejá tu comentario