Edición Impresa

“Sería una gran macana perder a Sturzenegger”

• EL TITULAR DEL GRUPO GALICIA, EDUARDO ESCASANY, APUESTA A LAS PPP
Opina que no hay opciones para crecer en el mercado vía M&A. Señala que los inversores extranjeros parecen más entusiasmados que algunos locales. Estudia una asociación con una banca digital.

Eduardo Escasany tiene más de 45 años en el mercado financiero, por lo que debió enfrentar varias batallas, booms y crisis. Considera casi un activo tener a Federico Sturzenegger presidiendo al BCRA. Sigue apostando a crecer vía M&A, aunque reconoce que no hay por el momento alternativas. Desde el 14 de abril de 2010 preside el Grupo Galicia, cuyo activo más importante es la participación en Banco de Galicia, del que posee 100% del capital social. Tuvo una activa participación en la reciente cumbre financiera del G-20. Es una voz respetada en el mercado y no oculta su optimismo sobre la economía argentina. A continuación, lo más relevante del diálogo que mantuvo con este diario.

Periodista: ¿Qué percepción recogió del intercambio con colegas y fondos del exterior sobre la situación de Argentina. Hay tanto entusiasmo o es más moderado. Ud. Cómo lo evalúa?

Eduardo Escasany: Creo que hay mucho entusiasmo. Incluso en algunos casos más entusiasmo que en algunos inversores locales. No en cuanto a medidas específicas, sino quizás porque por ahí nosotros vemos algunas cosas por estar más metidos en los problemas domésticos, en el día a día, que los de afuera no los ven como relevantes. Pero veo un gran optimismo. Por ejemplo, creo que este tema de las PPP (Programa de Participación Privada) es importantísimo. Me parece que va a tener, sobre todo la forma en que se va a convertir en un activo líquido una parte de la inversión en PPP, que va a ser deuda pero va a tener el respaldo en algunos casos del Gobierno, en otros casos de organismos multilaterales de crédito como el IFC. Va a ser un instrumento muy bueno que va a cotizar en los mercados de capitales y eso creo que va a atraer mucha inversión financiera.

P.: ¿Qué diferencia hay con las experiencias de los 90?

E.E.: El Gobierno va a garantizar el flujo (va a ser una especie de project finance), que va a estar atado, o sea, el repago va a estar atado al flujo del proyecto y además va a tener otras garantías (claro que depende de cuál sea la inversión).

P.: Y eso es lo que se mete en un vehículo financiero y va al mercado.

E.E.: Sí, se securitiza y se coloca en el mercado. De ahí van a salir parte de los fondos para estas financiaciones. Creo que a muchos argentinos les va a interesar mucho más que un bono. Claro que hay que ver la parte impositiva porque los bonos están exentos. Pero digamos que es muy ingenioso, va a tener mucho gancho y ya estamos viendo algunos números. El plan es invertir en los próximos cuatro años 26.000 millones de dólares, de los cuales 6.000 millones van a ser en 2018 y los bancos locales vamos a financiar el 30% (u$s2.000 millones) sumándole las garantías, o sea, entre préstamos directos y garantías. Es un tema que va a mover el mercado local.

P.: ¿Hay algún tema que inquieta o genera dudas a los inversores extranjeros?

E.E.: Quieren ver cómo Argentina reduce su déficit fiscal, cosa que está ocurriendo, y cómo eso termina repercutiendo en una baja de la inflación que también está costando más porque todavía está el efecto de las tarifas. No es fácil, pero ese es el proceso que más se observa.

P.: O sea, el gradualismo.

E.E.: Sí, pero que la mayoría está de acuerdo con ello, incluso hasta la titular del FMI (Christine Lagarde) aunque tenga algo de político. Pero digamos que el gradualismo se da en una democracia con lo que ello implica. Además, otra cosa que se ve muy positiva en el exterior es que como el Gobierno no tiene mayoría en ninguna de las dos cámaras del Congreso, las leyes que se van aprobando necesitan consensos, negociar y necesitan acuerdos de parte de la oposición, pero eso les da mucha más solidez a las leyes, porque el día de mañana si no un gobierno con mayoría en las cámaras, viene otro y las cambia. Es una buena visión, lo ven como algo muy sólido, que sea producto de una negociación. Claro que eso lleva tiempo y no es China, con todo respeto al sistema chino.

P.: ¿Cómo está viendo el manejo de la política monetaria?

E.E.: Muy bien. Creo que el BCRA a pesar de todo esto que se dijo tiene mucha credibilidad y sobre todo afuera. La verdad, tiene un prestigio bárbaro. Sturzenegger, por ahí alguien dijo que en algún momento se iba, ojalá que no, porque creo que él tiene mucho prestigio acá y afuera sobre todo, sería una gran macana perder a Sturzenegger.

P.: ¿Y la situación de los bancos locales, cómo ve al mercado después de la compra del Citi por parte del Santander?

E.E.: Hay una tendencia hacia la concentración. Argentina tiene en los primeros cinco bancos el 50% del sistema mientras que en otros países tienen el 70% o 80%. Hay una tendencia, pero por ahora no veo ninguna alternativa, porque el Banco Patagonia, que fue el que estuvo en el mercado ahora con este tema del "Lava Jato" creo que nadie va a firmar nada. Quiere decir que no hay mercadería por ahora. Nosotros somos compradores.

P.: ¿Pero ustedes evalúan algo u otra opción?

E.E.: Nosotros hicimos un incremento de capital enorme (de 650 millones), pero no estamos viendo nada en el mercado por el momento, porque no hay.

P.: ¿Descartan una fusión con algún otro banco grande como se dio en otros países?

E.E.: No sé si ha pasado en otros lugares, pero no la estamos viendo, creo que cada uno está viendo su caso, la manera de crecer.

P.: ¿Se viene otro aumento de capital o emisión de deuda para mantener el boom de los créditos?

E.E.: En 2017 los créditos crecieron un 50% y ahora otro tanto. Nosotros hicimos el aumento de capital para ese crecimiento, ahora si aparece una oportunidad probablemente vamos a tener que hacer otro. Ahora no está planeado.

P.: ¿Cómo se manejan con el avance de los bancos digitales. Lo miran de costado o como una oportunidad?

E.E.: Lo estamos estudiando mucho porque incluso estamos estudiando alguna asociación (con algo existente). Si bien son competidores, también aportan mucha innovación, tecnología y creatividad. Es gente con una enorme creatividad frente a los bancos que son más pesados. Ahora bien, los bancos, como por ejemplo el Galicia, tienen un 70% de las transacciones que son digitales. Los jóvenes operan todo digital. Claro que las operaciones, si bien son digitales, tienen en el origen aún algo humano, como por ejemplo su origen en el pedido de un cajero al cliente de usar un Posnet. O sea, todavía tiene una parte humana.

Entrevista de Jorge G. Herrera

El contenido al que quiere acceder es exclusivo para suscriptores.

Dejá tu comentario