Gran ecuación

Suplementos

"La vida es una gran ecuación y hay que hacer dialogar muchas variables: la familia, el trabajo, los amigos, tus hobbies, tu espacio, y trato de que cada cosa que hago sea al 100%", explicó Marcelo Fiasche, en una muestra clara del equilibrio permanente que busca en su día a día.

Casado con Ruth y con dos hijos Agustín (16) y Franco (141), Fiasche aseguró que "la familia es una variable súper importante que te mantiene en el piso". Será por eso que de tanto viajar por trabajo y para recuperar el tiempo, estableció los viernes como un día inamovible para estar con sus hijos, cónclaves a los que con el tiempo se fueron sumando amigos.

Hincha de Boca, es un apasionado jugador de la pelota paleta, algo que comparte con su gusto por leer y por la pesca. "Me gusta mucho pescar, y disfruto del ritual de la pesca, me divierte mucho y me desenchufa".

Como buen anfitrión que disfruta de organizar encuentros con amigos, Fiasche es un cultor de la parrilla. "Me encanta hacer un asado. Tengo mi método, mientras voy haciendo el fuego que tarda una hora, salgo a correr, vuelvo y hago el asado", contó. Humilde y receptivo, Fiasche compartió uno de sus secretos para alcanzar una mirada múltiple sobre la vida: "Me gusta compartir experiencias, esta entrevista que estamos haciendo es una experiencia preciosa porque me permite conocer a la otra persona. Conocer personas te posibilita interactuar, y luego compartir nuevas experiencias con tu familia y amigos, y así evitar ser monótono".

Con la misma intención, el gerente general de Oracle disfruta de estar en contacto con los empleados: "Me gusta hablar en el día a día con todo el mundo. En ese sentido, Oracle es una compañía muy atípica. Tenemos una estructura muy circular, hay un centro pero es muy plana, en el cual es muy valorada la opinión de cualquiera de nosotros".

Dejá tu comentario