"QUEREMOS FABRICAR EN LA ARGENTINA UN TODOTERRENO"

Suplementos

Con el inminente lanzamiento del Tiida, Nissan prepara una invasión de nuevos modelos al mercado hasta el año 2009, mientras se acerca el momento de definir si fabricarán un todoterreno en nuestro país.

Latinoamérica Nissan tiene una participación muy fuerte que llega en muchos casos a lograr más de 10% de los mercados en que participa. No ocurre lo mismo en Brasil y en la Argentina, principalmente porque durante muchos anos se ha centralizado en ofrecer sólo vehículos todoterreno y pick-ups en su gama de productos, a excepción de la coupé 350Z, con altas prestaciones y también con un costo elevado. Decididos a aumentar su vo-lumen en el mercado argentino están planeando una cantidad de lanzamientos inusual para la marca, entre los cuales los principales serán ofrecer vehículos de pasajeros con un costo más accesible. El primero de ellos que llegará será el Tiida, en sus versiones de cuatro y cinco puertas. Además, la posibilidad de comenzar a fabricar en la Argentina un todoterreno a partir de 2009 sería la gran consolidación de la marca en nuestro mercado.
Este crecimiento y otras novedades de la compañía fueron comentadas por Carlos Sucasas, el hombre orquesta de este gran momento de la compa-ñía, durante una entrevista con el diario Ambito Financiero.
Periodista: ¿Cuál es el balance de 2007 y las expectativas para 2008?
Carlos Sucasas: Estamos 15% arriba de los volúmenes de 2006 y pensamos cerrar el año con 3.500 unidades dentro del objetivo que nos fijamos. El 2008 cambia sustancialmente, ya que a partir del mes que viene lanzamos el automóvil de pasajeros Tiida, en sus versiones cuatro y cinco puertas, por lo cual no podemos comparar el futuro con el pasado. Hasta ahora estábamos en pick-ups y vehículos todoterreno (SUV). Históricamente estos segmentos representan 10% del mercado total. En 2002 y 2003 subió porque se vio afectado los autos de pasajeros y no tanto las pick-ups, por eso no pudimos aprovechar la suba del mercado de los autos medianos. El futuro va a cambiar muchísimo con el Tiida, hay una mejora cualitativa y cuantitativa de la oferta y esperamos una nueva etapa de Nissan en la Argentina. En principio vamos a lanzar la versión con más equipamiento con motor nafta para el bicuerpo y el tricuerpo. El mercado no vende más de 400/ 500 unidades por mes. Apuntamos a 30% de ese mercado.
P.: ¿Cuál va a vender más, el tricuerpo o el bicuerpo?
C.S.: Es una pregunta de oro. Todas las encuestas nos dicen que gusta mucho más el bicuerpo, pero la pregunta es lo que gusta y lo que se está dispuesto a comprar. Una cosa es lo emocional y otra es lo funcional donde prima la necesidad, cuando piensa el usuario más en las necesidades y en la familia. La comercialización del diésel depende de la cantidad de azufre que tenga el combustible. Hace falta una mayor calidad del gasoil. Se está trabajando, pero no hay definiciones sobre el tema. Los primeros meses del año que viene tendremos versiones de mediano equipamiento y ahí pensamos duplicar o triplicar el volumen. Queremos traer tres niveles de equipamiento y por eso estamos trabajando para conseguir un vehículo de entrada, lo cual nos permitiría competir fuertemente en el segmento. El que más gusta es el bicuerpo y no hay tanta oferta en el mercado. Vamos a pelear contra el Peugeot 307 de cinco puertas.
También es cierto que hay clientes que compran autos europeos y quienes compran los vehículos japoneses; puede haber productos similares, pero el usuario no.
P.: ¿Cuándo aparece una nueva pick-up?
C.S.: Posiblemente a fin del año que viene tengamos a la nueva pickup derivada del Pathfinder que en varios mercados se llama Navara, aunque no hemos decidido qué nombre tendrá en la Argentina. Además, vamos a tener una pick-up liviana, dirigida al trabajo, hecha en México. Está proyectada para comenzar su fabricación en el segundo semestre de 2008. Será la entrada a la gama en el segmento de 4x2 más que el del 4x4, y pensamos importarla a fines de 2008. En los últimos diez años las pick-ups cambiaron mucho, pasaron de ser un vehículo de trabajo con asiento enterizo y cabina simple para el campo, a ser vehículos multiuso con doble cabina y tracción total. Por eso, hay margen para que este segmento siga creciendo.
P.: ¿Qué pasa con lo que llega de Brasil?
C.S.: Eso afecta nuestra rentabilidad, los precios no los fijamos nosotros, sino el mercado. La oferta a nivel pick-ups en la Argentina está básicamente concentrada en cuatro marcas, las dos que fabrican en el país no tienen ese problema y actúan como ancla. Los productos que traemos de Brasil no están siendo rentables. La apreciación del real ha sido muy fuerte en el último año. Nosotros hicimos el presupuesto 2006 a un dólar a 2,69 reales; 2007, a 2,39 reales; y ahora el de 2008 estamos pensamos hacerlo a un dólar a dos reales, pero hoy está a menos de 1,81.
P.: Además tienen problemas con los sindicatos...
C.S.: Sí, es verdad. Yo vengo pronosticando una devaluación del real hace dos años y el mercado brasileño se empecina en contradecirme. Personalmente pienso que la apreciación del real a largo plazo es insostenible, pero la duda es cuánto es ese plazo.
P.: Históricamente la Argentina y Brasil tuvieron un cambio equilibrado o a la inversa. ¿Esto favorece la fabricación en la Argentina?
C.S.: La fabricación en la Argentina se favorece porque hace años tenemos un tipo de cambio competitivo y es opinión generalizada de que esto va a seguir por un largo tiempo. El tipo de cambio es una de las variables, pero no es la única. Hay que agregarle planificación y previsibilidad a largo plazo. Se necesita planificar a largo plazo.
P.: ¿Cómo marchan los planes de producción?
C.S.: Nissan está estudiando seriamente la posibilidad de fabricar un todoterreno totalmente nuevo en la Argentina. Hay un proyecto que se está trabajando en forma concreta para 2010. Hay dos alternativas fuertes, podría ser la Xtrail nueva u otro vehículo todoterreno. En tres o cuatro meses tendremos la decisión. La Argentina luego de la crisis se reinsertó en las economías del mundo. Este año el mercado local va a lograr el récord histórico y creemos que habrá un sostenido crecimiento en los próximos años. También, ha logrado competitividad en el comercio exterior. Si Nissan repitiera en la Argentina y Brasil la participación que tiene en la gran mayoría de los mercados latinoamericanos, que es alrededor de 10%, el resultado sería excelente. Tiene todo para ganar y crecer. Lo único que falta para crecer más es la oferta crediticia. Históricamente se llegó a casi 75% y hoy estamos en alrededor de 30%. Si se pasa, por ejemplo, a 50%, el crecimiento será muy importante.
P.: ¿Preparan cambios en la red de concesionarios?
C.S.: No es necesario aumentar la red. Hoy tenemos 30 concesionarios con más de 50 puntos de venta. Obviamente vamos a cubrir algo más, pero serán pocos. Vamos a trabajar más en la calidad y crear una red independiente de servicio. En los próximos tres años vamos a trabajar mucho en eso.
P.: ¿Piensan importar Infiniti?
C.S.:
Por el momento, no. Incorporar una nueva marca implica un esfuerzo enorme. Con la marca Nissan podemos cubrir las necesidades de los productos de alta gama. Pensamos traer seis vehículos para 2009, como el Máxima; una nueva versión del todoterreno Murano; el Sentra, y tres productos más: uno sería un monovo-lumen chico; un monovolumen grande con tres filas de asientos; y un vehículo de pasajeros con actitudes para el tiempo libre.

Entrevista de Horacio Alonso y
Sebastián Ramos Obregón

CARLOS SUCASAS
Se desempeña como gerente general de Nissan Argentina desde el año 1999. Inició su carrera profesional en Renault, donde ocupó, entre otros cargos, el de auditor general y director de ventas. Como gerente general de Nissan, tiene como principales responsabilidades lograr el crecimiento sustentable de la compañía en el país generando rentabilidad, asegurando resultados y un crecimiento constante de ventas y calidad en atención al cliente. Sus 36 años de experiencia en la industria automotriz lo posicionan como un referente del mercado. Obtuvo el título de contador público, egresado de la Universidad de Buenos Aires. Entre sus pasatiempos se encuentran la navegación a vela y pelota paleta.

Dejá tu comentario