Mundo

Tiro por la culata: con su guerra comercial, Trump ya hunde a la industria

La economía sigue creciendo, pero no el segmento que el presidente de Estados Unidos pretende apuntalar en base a subas de aranceles. ¿Dudas sobre la estrategia de la Fed?

Washington - La producción industrial de Estados Unidos cayó en recesión en junio después de dos trimestres de baja, en momentos en que el presidente Donald Trump lleva adelante guerras comerciales y el crecimiento se desacelera en China y otros países.

El declive ocurre cuando Estados Unidos entra en su undécimo año de crecimiento y a pesar de las promesas constantes de Trump de revitalizar la industria, cuando los servicios ahora mueven tres cuartos de la economía local.

Aunque con un resultado positivo en junio (0,4%), la producción industrial cayó 2,2% en el segundo trimestre respecto del mismo período de 2018. En tanto, la producción total se estancó en el sexto mes del año, y perdió un 1,2% en el trimestre.

En ambos casos, fue la segunda caída trimestral consecutiva, indicó un informe de la Reserva Federal publicado ayer.

“La producción manufacturera ha recibido el peso de las incertidumbres arancelarias y la desaceleración de la actividad económica global”, indica un análisis de RDQ Economics.

Mientras, el consumo continuó en alza en junio por cuarto mes consecutivo, con subas especialmente en vehículos, muebles y restoranes, según datos oficiales también difundidos ayer.

“La actividad industrial está sufriendo una leve recesión, pero probablemente no se profundizará mucho más”, dijo Ian Shepherdson de Pantheon Macroeconomics en un análisis.

“La caída no es noticia; es consecuencia de la desaceleración cíclica de China y de la guerra comercial”, agregó el analista.

Shepherdson cree que Washington y Pekín encontrarán una salida a la disputa comercial, luego de que se retomaran las conversaciones este mes, por lo que considera que a fin de año “la economía china va a repuntar”.

Los datos adversos generan dudas sobre las cifras de crecimiento para el segundo trimestre y podrían afectar la estrategia de tasas de interés de la Reserva Federal.

La ventas minoristas crecieron 0,4% en junio, el doble de lo esperado, lo que representa una suba de 3,4% contra junio de 2018, según datos oficiales.

A pesar del sólido sector minorista, la mayoría de los economistas esperan un recorte modesto en la tasa de interés de referencia a fines de julio como una medida preventiva, dados algunos signos de debilidad.

Shepherdson dijo que la medida es prematura, ya que espera una recuperación para la segunda mitad del año.

“Recortar las tasas ahora por la reciente debilidad de la producción industrial sería un error, en nuestra opinión, porque las políticas monetarias funcionan en períodos largos, y la recuperación del segundo semestre sostendrá el crecimiento el año próximo”, estimó.

Pero analistas de Oxford Economics indicaron que “el impulso se enfrió precipitadamente en la primera mitad del año”.

“Mirando hacia delante, esperamos que la actividad manufacturera y la producción industrial signan soportando el viento en contra”.

Oxford Economics espera que la Reserva Federal produzca “tres recortes” de tasas en los próximos nueve meses.

En tanto, la producción minera aumentó 0,2% en junio, mientras que el petróleo y el carbón subieron 2,5% en ese mes. La minería creció 8,9% en el último trimestre, su undécimo incremento trimestral consecutivo.

Pero con temperaturas más suaves en junio que aliviaron la demanda de aire acondicionado, los servicios públicos cayeron 3,6% en junio.

Agencia AFP y Ámbito Financiero

El contenido al que quiere acceder es exclusivo para suscriptores.

Dejá tu comentario