Edición Impresa

Vademécum fiscal 2019: en el país se pagan 163 impuestos

El intrincado escenario presenta tributos de nivel nacional, provincial y municipal. Sólo 10 concentran el 90% de la recaudación. De ellos sólo uno es provincial y nueve nacionales.

La sensación de que la presión fiscal en Argentina es asfixiante tiene un real fundamento. Entre los tres niveles del Estado, el Nacional, el provincial y el municipal, los contribuyentes soportan la carga de 163 tipos diferentes de impuestos. Este verdadero “vademécum fiscal” fue elaborado por el Instituto Argentino de Análisis Fiscal (IARAF).

Lo mejor de ello es que a pesar de que se multiplican las imposiciones, como en el caso de municipios que cobran “derecho de oficina”, tan sólo 10 gravámenes concentran el 90 por ciento de los ingresos del Estado. Los 153 restantes aportan apenas en 10% y en muchos casos, tan sólo sirven para encarecer alguna etapa de producción.

Lo primero que hay que tener en cuenta al hablar de impuestos en la Argentina es que la potestad de cobrarlos reside en realidad en las provincias debido a que estas existen antes que el Estado federal. Antes de la Constitución de 1853 las provincias cobraban sus impuestos y tenían sus propias monedas. Con el tiempo, y luego de la Constitución de la Nación, los Estados provinciales fueron delegando en el Gobierno federal la facultad de imponer gravámenes, llegando incluso a la paradoja de que luego de delegarle a la Nación el cobro de algunos impuestos (los que más recaudan) le piden al Gobierno federal que “les devuelva” su parte a través de la coparticipación.

El IARAF destaca que “considerando la recaudación de IVA, Aportes y Contribuciones a la Seguridad Social, Impuesto a las Ganancias (personas humanas y sociedades) y el impuesto provincial a los Ingresos Brutos se obtienen 3⁄4 partes de la recaudación tributaria consolidada de Argentina”.

“Más aún si a los 6 tributos mencionados se les agregan Impuesto a los Débitos y Créditos Bancarios (impuesto al cheque), los impuestos sobre el comercio exterior (Derechos de Importación y Derechos de Exportación) y los Impuestos sobre los Combustibles, se tendrá que el 90% de la recaudación consolidada argentina se concentra en 10 tributos, 9 de los cuales son nacionales y el restante provincial.

El “vademécum fiscal” elaborado por IARAF distingue 40 impuestos que cobra la Nación, 41 las provincias y 82 que perciben las comunas municipales.

A nivel subnacional es generalizado en el cobro del impuesto sobre los Ingresos Brutos y el Impuesto a los Sellos, así como también puede encontrarse en la legislación tributaria de las 24 jurisdicciones de provincias y de la Ciudad de Buenos Aires tasas retributivas de distintos servicios gubernamentales, tanto administrativos como judiciales.

“También es generalizado el cobro del Impuesto Inmobiliario, con la única excepción de la provincia de Chubut. Finalmente, son quince las provincias que cobran impuesto a los automotores, mientras que la misma cantidad grava la actividad de los juegos de azar”, identificó el IARAF.

Con relación a las tasas municipales, el informe aclara que si bien se lograron identificar 83 en 23 capitales de provincia y la Ciudad de Buenos Aires, en rigor todas aplican en promedio 19 de ellas. El resto de las tasas y contribuciones municipales rigen en algunas. Cabe señalar que la diferencia entre una tasa, una contribución y un impuesto propiamente dicho es que este último grava una manifestación de riqueza, mientras que las tasas se perciben a cambio de un servicio (barrido) y las contribuciones refieren a mejoras que va a tener un contribuyente por una obra del Estado (un canal para evitar inundaciones).

El contenido al que quiere acceder es exclusivo para suscriptores.

Temas

Dejá tu comentario