4 de abril 2024 - 10:34

Mattos afirmó que la producción sostenible es el mayor desafío para la apertura de nuevos mercados para Uruguay

El ministro consideró que el país tiene mejore condiciones competitivas que Argentina y Brasil para ingresar a mercados que exigen sostenibilidad en importaciones.

El ministro Fernando Mattos consideró que Uruguay tiene mejore condiciones competitivas que Argentina y Brasil para ingresar a mercados que exigen sostenibilidad en importaciones.

El ministro Fernando Mattos consideró que Uruguay tiene mejore condiciones competitivas que Argentina y Brasil para ingresar a mercados que exigen sostenibilidad en importaciones.

El ministro de Ganadería, Agricultura y Pesca (MGAP), Fernando Mattos, analizó los desafíos que enfrenta el Uruguay a futuro en materia de sostenibilidad como estrategia comercial, durante el ciclo de charlas de management y negocios de la Universidad ORT.

Mattos dijo que Uruguay está preparado para enfrentar posibles exigencias de sostenibilidad ambiental impuestas por Europa que podrían tener impacto en la apertura de mercados para productos uruguayos.

El responsable de la secretaria de estado mencionó que, mediante un préstamo aprobado por el Banco Mundial por 350 millones de dólares, que incluye una mejora económica en la tasa de interés a pagar si se cumplen ciertas metas de carácter ambiental, los productores ganaderos recibirán asistencia técnica para mejorar la producción y su impacto ambiental.

Europa ha anunciado la disposición de un decreto que determina la regla de introducción de productos de algunos rubros productivos en los cuales está la carne incluida, donde deberá demostrarse a través de una diligencia debida que los productos no provienen de zonas deforestadas. Entendemos que esta regla que impone aspectos de carácter ambiental, pero que puede burocratizar y encarecer el sistema de comercio bilateral”, informó el ministro que ya ha analizado el tema con especial preocupación junto a las gremiales agropecuarias.

“Estimamos que este plazo se deberá correr porque no hay conocimiento cabal del detalle que va a imponer Europa a su proceso de autorización de importación y, además, que este continente tiene un magnífico problema interno con sus propios productores que están reclamando en las calles en función de la carga burocrática que significa el cumplimiento de reglas ambientales que son muy difíciles de cumplir”, agregó.

Sobre los pasos a dar por el gobierno en línea a apoyar a los productores a alcanzar este objetivo, el ministro del MGAP anunció que se está diseñando “un sistema de apoyo a productores ganaderos, a través del Sistema Nacional de Información Ganadera, el Instituto Plan Agropecuario y el Sistema Nacional de Innovación y Desarrollo Rural, para asistencia técnica a quienes mejoren la eficiencia productiva, lo que derivará en la mejora del ingreso y mejor desempeño ambiental”.

Recordó que el Banco Mundial aprobó un préstamo por 350 millones de dólares que incluye una mejora económica en la tasa de interés en la medida en que el país cumpla ciertas metas de carácter ambiental.

Mattos explicó que el préstamo se transmitirá por el Fondo Ambiental y contribuirá a que Uruguay disponga de asistencia técnica y predios demostrativos, de forma que una cantidad importante de productores ganaderos produzca más eficientemente.

Además, señaló que el objetivo es que aproximadamente 1.000 productores ganaderos puedan recibir asistencia técnica. “Sería una escala importante en relación a la experiencia piloto que concluimos en 2023, con cerca de 65 productores a través del programa Ganadería y Clima apoyado por la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO)”, contextualizó.

El Ministro de Ganadería, Agricultura y Pesca remarcó que los productores que cumplan las metas ambientales estarán capacitados para enfrentar las oportunidades que se abrirán a nivel internacional para comercializar productos certificados con un sello de sostenibilidad positivo, aspecto hoy considerado fundamental

En esa linea dijo que el país trabaja en un sistema de investigación que generará información para demostrar a la comunidad internacional que el sistema productivo ganadero no incide en la contaminación ambiental. “Francia, que es el país más proteccionista del mundo, quiere colocar cuestiones ambientales como regla de comercio. El problema es quién dictamina que es lo correcto”, ejemplificó Mattos.

A modo de conclusión, el ministro aseguró que “la producción desafía hoy cada vez más el medio ambiente, pero se puede hacer de forma sostenible”. “Tenemos que ir juntos, pero a su vez separados en la estrategia internacional, porque somos distintos de Argentina y Brasil. Uruguay tiene muchas fortalezas en ese sentido. Está en una posición de privilegio, tiene bienes públicos, credibilidad y un sistema ganadero mejor que muchos del concierto internacional”, expresó.

“Nuestro sistema productivo tiene que demostrar que es sostenible, creo que tiene mejores condiciones que muchos para hacerlo, pero nosotros tenemos miedo de que esta primera negociación donde se introducen criterios ambientales en el aspecto del comercio agrícola, pueda ser utilizado en el futuro como una barrera proteccionista y, por lo tanto, tenemos que ser cautelosos en el proceso negociador”, concluyó Mattos.

Dejá tu comentario

Te puede interesar