19 de octubre 2023 - 10:19

Proponen debates presidenciales obligatorios antes de las elecciones generales

Actualmente en Uruguay ese tipo de intercambio solo se realiza si se llega a instancias de segunda vuelta.  

El último debate en Uruguay fue en 2019, entre Luis Lacalle Pou y Daniel Martinez.

El último debate en Uruguay fue en 2019, entre Luis Lacalle Pou y Daniel Martinez.

El diputado por el Partido Colorado, Omar Estévez, presentó un proyecto de ley para hacer obligatorias los debates presidenciales después de los comicios internos, con el objetivo de que todos los candidatos puedan presentar su programa de gobierno.

El martes pasado el diputado colorado presentó en la Cámara de Representantes su proyecto denominado “Obligatoriedad de debate presidencial en primera vuelta” que tiene el objetivo de modificar la costumbre de los debates solamente se hagan si dos candidatos llegan a segunda vuelta en las elecciones.

“Lo que intenta el proyecto es que todos los partidos tengan como pronunciar su programa de gobierno”, explicó Estévez, quien se refirió al último debate entre el presidente Luis Lacalle Pou y el excandidato Daniel Martínez y afirmó que debería ser obligatorio en primera vuelta para que todos los partidos puedan participar.

“La ley dice que tienen que ser solo los dos candidatos, y nosotros con este proyecto si es aprobado, le damos la posibilidad a todos los partidos de poder explicarle a la ciudadanía su programa de gobierno”, insistió el diputado. En ese sentido, recordó que “Si el Frente Amplio o cualquier otro partido gana con el 50+1% de los votos, no hay debate presidencial”.

Las claves el proyecto

El proyecto de ley presenta la obligatoriedad de la “celebración de un debate entre los candidatos a Presidencia de la República que, habiendo logrado triunfar en la elección interna de sus respectivos partidos políticos, accedan a una primera vuelta electoral”. En ese sentido, el proyecto aclara que este debate no anula ni modifica la obligatoriedad del debate en segunda vuelta.

En tanto, el debate sería transmitido en vivo y en un horario central por cadena nacional en televisión y radio, de acuerdo a la ley 19.307 y su duración no será mayor a dos horas y media. Para eso, el Servicio de Comunicación Audiovisual Nacional y todo el sistema de medios públicos tendrán las herramientas necesarias para la producción técnica y la transmisión del debate.

A su vez, la Corte Electoral dispondrá de los medios y acuerdo que crea necesarios para llevar a cabo el debate y establecerá las reglas en acuerdo con los partidos políticos que participen. Por su parte, los partidos que sean convocados y no participen, no percibirán el aporte del Estado en la primera elección.

Las razones

Junto con el proyecto, se presentó la exposición de los motivos de la propuesta donde resaltó, en primer lugar, que los partidos tienen solamente la oportunidad de presentar su programa de gobierno en cadena nacional si llegan a segunda vuelta.

“En nuestro país rige por ley el debate obligatorio, pero no hay certeza de que la ciudadanía tenga la oportunidad de presenciar uno cada cinco años”, establece el comunicado respecto al hipotético caso de que un partido saque más del 50% en primera vuelta.

Por otro lado, se remarcó el hecho de que Uruguay es reconocido internacionalmente por tener una democracia e instituciones fuertes y un sistema electoral consolidado que ofrece amplias garantías. Sin embargo, “la no obligatoriedad del debate de cara a la primera vuelta impide que la ciudadanía acceda a un intercambio de ideas de calidad a poco del acto eleccionario”, lo que podría evacuar eventuales dudas a través del conocimiento de las propuestas de los candidatos y consolidar su preferencia.

Dejá tu comentario

Te puede interesar