29 de julio 2023 - 16:19

La Inteligencia Artificial podría afectar hasta 62.000 puestos de trabajo en los próximos años

Un 50% de las empresas comenzará a utilizar la tecnología y el 60% de los trabajadores deberá capacitarse, según un informe de Ceres.

La Inteligencia Artificial podría comprometer unos 62.000 puestos de trabajo en Uruguay.

La Inteligencia Artificial podría comprometer unos 62.000 puestos de trabajo en Uruguay.

La Inteligencia Artificial (IA) puede comprometer hasta 62.000 puestos de trabajo durante los próximos años en el país, según las estimaciones que realizó el Centro de Estudios de la Realidad Económica y Social (Ceres) en su último informe sobre el futuro del empleo.

Desde Ceres analizaron que la mitad de las empresas va a empezar a utilizar IA en los próximos 5 años y reconfigurará el mercado laboral uruguayo, por lo que al menos el 60% de los trabajadores va a tener que capacitarse. La situación se produce, además, la percepción de inseguridad en el trabajo, a pesar de los últimos datos optimistas sobre empleo.

Al ser consultado en diálogo con Telemundo sobre cúantos empleos se podrían perder, el director de Ceres, Ignacio Munyo, sostuvo que “hay 62.000 como una primera aproximación”, aunque destacó que eso no es concluyente, ya que es posible “que no se sustituya ninguno, dependiendo de la dinámica laboral de cada empresa”.

Al profundizar en el avance de la IA sobre el empleo, el economista planteó: “No sustituye el proceso final de un trabajo, pero sí el proceso de creación, de apoyo”. Sobre esta idea, detalló que “alguien que tenía tres asistentes para cumplir determinada tarea profesional, capaz que con dos y el apoyo de la Inteligencia Artificial puede hacer el mismo trabajo, siempre estando atrás de la corrección de los errores”.

¿Cuáles son las actividades más afectadas por la IA?

En cuanto a los rubros más afectados por el crecimiento de la IA, el estudio de Ceres analizó que las más vulnerables son las actividades financieras, profesionales, las vinculadas a la enseñanza e información y comunicación. En tanto, entre las menos vulnerables aparecen la construcción, el empleo doméstico y el transporte.

Por eso, Munyo puso el foco en el rol del Estado. “Hay un rol central de las políticas públicas, que tienen que apoyar la capacitación de personas con dificultad para reinsertarse”, indicó.

El director de Ceres advirtió que “por más que el empleo esté en niveles muy altos, según los últimos datos, la inseguridad laboral está presente y lo muestran las encuestas de opinión pública”. Sobre las inquietudes de los trabajadores, graficó: “La gente está trabajando y se pregunta hasta cuándo va a ser necesario eso que está haciendo”.

Dejá tu comentario

Te puede interesar