7 de septiembre 2023 - 15:55

Las expectativas de inflación de los empresarios se redujeron por primera vez en 4 meses

Las proyecciones del sector privado se redujeron 50 puntos básicos, de acuerdo a la encuesta que realiza todos los meses el INE.

Las expectativas de inflación de los empresarios cayeron y se ubicaron en 7,5% para 2023.
Las expectativas de inflación de los empresarios cayeron y se ubicaron en 7,5% para 2023.
Foto: Freepik

Las expectativas de inflación de los empresarios retrocedieron un 0,5% respecto de la última medición y se ubicaron en el orden del 7,5% para este año, en lo que fue el primer descenso de este indicador en los últimos cuatro meses.

De esta manera, la Encuesta de Expectativas Empresariales (EEE) que elabora todos los meses el INE demostró que la baja en las proyecciones sigue sin terminar de acompañar el nivel de inflación minorista que se ubicó este mes en 4,1%, su nivel más bajo de los últimos 18 años.

Así, la mediana de inflación que espera el sector privado para el 2023 se ubica en 7,5%, un 0,5% que el mes pasado, aunque todavía lejos del rango meta del gobierno, que espera que el IPC se mantenga cerca del 5% promedio durante los próximos 24 meses.

Justamente, pensando en los meses siguientes, los empresarios prevén una inflación de 7,5% para el año móvil cerrado en julio de 2024, mientras que, al hacer sus previsiones para el período que va de agosto 2024 a julio 2025, esa cifra no se modificó y se mantuvo en 8%.

Por otra parte, la EEE demostró una baja en la variación esperada de los costos operativos de las empresas. Si bien la mediana se mantuvo en 8% para este año, al igual que en la medición pasada, la expectativa para el año móvil cerrado a 2024 y el año móvil cerrado a 2025 se alinearon en el 8%, un retroceso de 0,5% y 0,6% con respecto al dato de julio.

https://publish.twitter.com/oembed?url=https%3A%2F%2Ftwitter.com%2Fine_uruguay%2Fstatus%2F1699835460590399510&partner=&hide_thread=false

Las expectativas siguen desalineadas con respecto a la inflación actual

Del relevamiento del INE surge que las previsiones de los empresarios continúa lejos del retroceso sostenido de la inflación, que, además del descenso en el IPC y su nivel cercano al centro del rango meta, encuentra también su nivel más bajo desde 2005 en los precios no transables.

Este desfasaje es importante y así lo reveló el propio Banco Central de Uruguay (BCU), que en un boletín sobre la evolución de los precios consideró que la inflación que esperan los agentes económicos “resulta determinante para el comportamiento de los precios en el mediano y largo plazo”.

Dejá tu comentario

Te puede interesar