18 de enero 2024 - 12:10

Ambiente amplió la multa a UPM por el derrame de soda cáustica

La cartera resaltó que el derrame en el arroyo Sauce provocó una afectación al ecosistema y a la calidad del agua.

El Ministerio de Ambiente triplicó la multa a UPM.

El Ministerio de Ambiente triplicó la multa a UPM.

El informe luego de incidente establece que hubo “una afectación al ecosistema del arroyo Sauce y, en menor medida, sobre la calidad de agua del Río Negro y el ecosistema en la desembocadura del primero, producto del elevado pH de las aguas”.

Con esto, luego de casi medio año, la cartera decidió casi triplicar la multa aplicada a la empresa papelera pasando de 1.000 unidades reajustables - alrededor de 1,6 millones de pesos y unos 40.500 dólares - a 4.500 UR - unos 7,3 millones de pesos, un total de 182.000 dólares - manifestando que las infracciones provocadas por la empresa fueron graves.

En ese sentido, la resolución firmada establece que la ampliación de la multa corresponde al incumplimiento de los "compromisos de gestión previstos en el Plan de Gestión Ambiental de Operación (PGA-O), aprobado por resolución ministerial N.º 275/023, de 30 de marzo de 2023”, según informó Subrayado.

Además, la resolución establece que también hubo un mal manejo en la comunicación externa del incidente, como así también en el "control operacional de los valores reportados por el conductivímetro y el sensor de nivel en la pileta de control”.

Con esto, establecieron un plazo de diez días hábiles para pagar la multa a través de una cuenta corriente en el Banco República a las empresas responsables: Cuecar S.A. y Blanvira S.A.. Por otro lado, tienen la obligación de enviar el comprobante de pago al mail de la Dirección Nacional de Calidad y Evaluación Ambiental (Dinacea).

Las consecuencias del derrame

A mediados de agosto, la planta de la empresa finlandesa comunicó que había vertido un efluente con altos niveles de pH que contenía soda cáustica en el arroyo del Sauce.

Con esto, el MA presentó ante el Poder Legislativo un informe preliminar sobre los impactos que generó el incidente ambiental, realizado por el departamento de Evaluación y Calidad Ambiental. Allí, se indicó la pérdida de algunas especies vegetales de flora acuática y arraigada, como así también una posible destrucción de microalgas.

Por otro lado, se verificó la mortandad de más de 250 mojarras, bagres, cabezas amargas y castañetas, aunque remarcaron que las pérdidas “no fueron muchas”, según explicó el director de Evaluación y Calidad Ambiental del MA, Eduardo Andrés.

El jerarca aseguró que el arroyo se está recuperando, ya que la “evolución natural” del sistema se está produciendo. “No tengan temor porque va a recuperarse”, dijo Andrés, quien agregó que no va a tardar mucho tiempo en recuperarse. “De hecho, si uno mira las fotos de hace una semana, verá que no hay evidencia de que haya pasado algo allí”, agregó.

Aunque desde el ministerio aseguran que todavía hay peces y bivalvos en la zona, admitieron la mortandad de todos los seres que vivían en ese tramo del curso, algo que también sucedió con algunos peces que vivían en la descarga del arroyo. La cartera, aseguró que la recuperación se daría “en algunos meses” o incluso tardaría hasta un año.

Dejá tu comentario

Te puede interesar