21 de junio 2024 - 20:36

Conflicto en FNC: hubo un principio de acuerdo y se espera la reapertura de la planta de Minas

El sindicato debe definir el lunes si acepta la propuesta del Ministerio de Trabajo y Seguridad Social, que contempla el reintegro del 60% del personal.

FNC y el sindicato aceptaron una propuesta del gobierno y se retomará la producción en la planta de Minas

FNC y el sindicato aceptaron una propuesta del gobierno y se retomará la producción en la planta de Minas

El conflicto en Fábricas Nacionales de Cerveza (FNC) parece haber llegado a su fin tras la firma de un preacuerdo entre la empresa y el sindicato, refrendado en el Ministerio de Trabajo y Seguridad Social (MTSS).

Tras la reunión en el MTSS, las autoridades de la compañía de cerveza e integrantes de la Federación de Obreros y Empleados de la Bebida (FOEB) se pusieron de acuerdo para evitar el cierre de la planta de Minas, que estaba previsto a partir del próximo lunes 1º de julio.

El convenio implica la reapertura de la planta ubicada en Lavalleja con el 60% de los 150 trabajadores que empleaba antes. Sin embargo, la propuesta será comunicada en asamblea por la FOEB el lunes, en un nuevo paso previo a la firma de un acuerdo.

Vale recordar que hace una semana todavía reinaba la incertidumbre, según aseguró el presidente del sindicato de bebidas, Fernando Ferreira, quien consideró que en aquel momento las mesas de negociación estaban estancadas.

Los detalles del acuerdo

El titular del MTSS, Mario Arizti, precisó en diálogo con Subrayado que se firmó “un preacuerdo sujeto a la aprobación de la asamblea de los trabajadores” y aclaró: “Falta que la asamblea acepte el preacuerdo la semana que viene y se convierta en un convenio colectivo”.

De ocurrir eso, Arizti indicó que la empresa va a retomar su operativa a partir de agosto con el reintegro del personal. Sobre este punto, detalló: “El 60% de los trabajadores queda trabajando y la planta operativa”.

Con respecto a aquellos que no retomarán las tareas, el ministro planteó la posibilidad del “retiro incentivado”. “Sirve para aquel que se presente y le resulte atractivo o para el personal que esté cerca de la jubilación”, planteó.

FNC acusó un problema de competitividad

La decisión de cerrar la planta de Minas fue comunicada por FNC a principios de mayo, al señalar que existen problemas de competitividad, entre los cuales mencionaron “los altos costos de producción de Uruguay en comparación con otros países de la región”.

En un comunicado, la empresa se refirió además a “la creciente importación de latas de bajo costo que llegan a valores imposibles de igualar con las condiciones vigentes para la industria nacional”, así como “la menor escala de producción local y baja productividad”.

Finalmente, FNC consideró que “la presión fiscal es especialmente distorsiva en cervezas retornables” y sostuvo que existe una capacidad ociosa de más del 50%, un combo que tornó a la situación “insostenible”, argumentaron.

Dejá tu comentario

Te puede interesar