28 de abril 2024 - 14:21

El conflicto de Copsa y la solución del BROU

El Banco de la República aprobó un préstamo de 7 millones de dólares y destrabaría el conflicto en la empresa de transporte.

Desde el gobierno temen que la crisis del transporte suburbano uruguayo sea utilizada con fines políticos.
Desde el gobierno temen que la crisis del transporte suburbano uruguayo sea utilizada con fines políticos.

La empresa de transporte Copsa se encuentra atravesando una situación económica y sindical comprometida, marcada por una semana de paros y reuniones con autoridades del gobierno que finalmente terminaron con un acuerdo con el Ministerio de Transporte y Obras Públicas (MTOP).

Desde la Unión Nacional de Obreros y Trabajadores del Transporte (Unott) levantaron el paro que mantenían desde el miércoles ante la falta de pago de sus salarios de marzo por parte de la empresa de transporte metropolitano de Uruguay gracias a un acuerdo entre Copsa y el MTOP.

El paro de transporte que llevaban a cabo los trabajadores de Copsa se levantó el viernes por la madrugada luego de que la empresa y el MTOP llegara a un acuerdo que permitirá pagar el 30% restante de los salarios de marzo adeudados. Sin embargo, se encuentran a la espera de un préstamo puente del Banco República (BROU)que posibilite el cumplimiento de otras obligaciones que también deben desde, al menos, el 2021.

¿De qué trata el préstamo?

El director nacional de Transporte del MTOP, Pablo Labandera, aseguró a radio El Espectador el préstamo del BROU es una operación financiera busca "volcar dinero rápido al sistema de transporte suburbano". En tanto, adelantó que el préstamos "tendrá como garantía el actual fideicomiso de renovación de flota, que a su vez tiene como garantía el fideicomiso del gasoil”.

El jerarca explicó a Montevideo Portal que el fideicomiso del gasoil esta formado por $5 que se separan de cada litro de ese combustible que se vende en plaza. “La propia ley que creó el fideicomiso de renovación de flotas habilita a que se coloque como garantía, cuando sea, para cubrir deuda financiera de las empresas. Por eso se va a utilizar este”, explicó el jerarca.

Según explica la Corporación Nacional para el Desarrollo (CND), el fideicomiso del Boleto fue creado "para canalizar los recursos generados al amparo de lo dispuesto en el Decreto Nº 347/006 para la reducción del costo del gasoil de las empresas de transporte colectivo de pasajeros”.

Los temores políticos

Tanto trabajadores como empresarios, el conflicto y la crisis en el sector de transporte suburbano no es nueva ni reciente. Por esta misma razón, desde el gobierno ven con sospecha el momento elegido para poner el tema sobre la mesa. Según supo Ámbito, en el Ejecutivo temen que haya algo más que un problema exclusivamente financiero detrás del reclamo.

“Los problemas vienen de hace tiempo y se venían analizando soluciones… pero generaron este problema, oh casualidad, justo a pocos meses de las elecciones”, afirmó un jerarca del gobierno. “Parecería que nos quieren presionar por el lado político, generando un conflicto con los trabajadores y perjudicando a los usuarios, pero no vamos a ceder: el problema es de la empresa”, agregó al respecto.

Las empresas de transporte suburbano reclaman la existencia de una desventaja con otras compañías que obtienen subsidios cruzados por sus servicios urbanos, lo que genera una competencia desleal, sobre todo en un contexto de merma constante de venta de boletos, la principal fuente de ingresos de CITA, UCOT, Coetc, Cutcsa, Copsa, Comesa, Tala Pando, EOSA y Casanova, que integran la Cestrame

Para el gobierno, hay una intención de lograr las soluciones a través de la presión política en un momento sensible como lo son los meses previos a una elección nacional; y temen que, si bien se resolvió momentáneamente el conflicto, éste pueda volver a surgir de acá a octubre.

Dejá tu comentario

Te puede interesar