14 de julio 2023 - 08:08

El Ejecutivo cuestionó a la ONU por hablar de "riesgo de privatización" del agua

Presidencia realzó su gestión y criticó las "inexactitudes" de un informe del organismo sobre la emergencia hídrica.

El gobierno cuestionó las inexactitudes de un informe de la ONU sobre la crisis del agua.

El gobierno cuestionó las "inexactitudes" de un informe de la ONU sobre la crisis del agua.

Foto: Freepik

El gobierno cuestionó las “inexactitudes” de un informe de la ONU sobre la emergencia hídrica que consideró que en el país existe un riesgo de “privatización de facto” del agua y pidió “priorizar el consumo humano” por encima del uso del recurso para las industrias.

Mediante un extenso comunicado, desde Presidencia criticaron “las inexactitudes del comunicado emitido por el Relator Especial sobre el derecho humano al agua potable y el saneamiento”, donde Naciones Unidas consideró que el gobierno recomendó reducir el consumo de agua en hogares, pero sin restricciones para las industrias.

“El gobierno nunca recomendó reducir el consumo humano de agua, sino su disminución en actividades no esenciales con el propósito de asegurar una mejor calidad de agua por un tiempo más prolongado”, sentenciaron desde la administración que conduce el presidente Luis Lacalle Pou.

Al justificar el accionar ante la emergencia hídrica, destacaron que las decisiones se tomaron “en forma preventiva” y resaltaron que “el agua sigue siendo bebible”. A la vez, señalaron que se buscó “garantizar a los sectores más vulnerables la compra del doble del promedio diario que se consume de agua por persona en nuestro país”. Así se refirieron al apoyo económico para los beneficiarios del Ministerio de Desarrollo Social que les permite la compra de 60 litros de agua por mes.

https://publish.twitter.com/oembed?url=https%3A%2F%2Ftwitter.com%2FMRREE_Uruguay%2Fstatus%2F1679640352553156608&partner=&hide_thread=false

El gobierno defendió las decisiones sobre la calidad del agua de OSE

Con respecto a la calidad del agua, el Ejecutivo indicó que “todas las decisiones se han tomado con la previa y preceptiva aprobación del Ministerio de Salud Pública” y precisó que “hasta la fecha los valores establecidos en la excepcionalidad no se consideran alarmantes”. En ese orden, detalló que el MSP “ha consultado a la Organización Panamericana de la Salud y la Organización Mundial de la Salud, a la Academia de Medicina, a las Facultades de Medicina y Química de la UdelaR y a especialistas”.

Finalmente, desde Presidencia recordaron que “se han fortalecido las acciones de vigilancia para monitorizar posibles impactos en la salud”. Sobre este punto, destacaron que “a la fecha no se han detectado ni reportado eventos de salud directamente relacionados al cambio en la salinidad del agua”.

Dejá tu comentario

Te puede interesar