25 de octubre 2023 - 11:20

El gobierno deberá definir los precios de los combustibles con altibajos en el valor internacional del petróleo

A raíz de la guerra entre Israel y Hamas, el petróleo experimentó bruscas variaciones en lo que va de octubre, mientras los inversores esperan por cambios en la situación en Oriente Medio.

El impacto de la guerra en el precio del petróleo también puede afectar el valor de los combustibles en Uruguay.

El impacto de la guerra en el precio del petróleo también puede afectar el valor de los combustibles en Uruguay.

Foto: Presidencia

El Poder Ejecutivo se acerca a una nueva definición respecto de los precios de los combustibles en Uruguay, y la situación mundial en Oriente Medio enciende las alarmas respecto de los precios del petróleo que la Unidad Reguladora de Servicios de Energía y Agua (Ursea) utiliza como referencia para la elaboración del informe de Paridad de Precios de Importación (PPI). ¿Qué puede pasar de cara a noviembre?

La segunda mitad del año trajo bastantes aumentos en la nafta y el gasoil, impulsados por un lado por el aumento generalizado de los precios del petróleo en el mundo; pero también por el hecho de que, con la parada de la refinería de La Teja, la Administración Nacional de Combustible, Alcohol y Portland (Ancap) perdió el margen económico que permitía contener el traslado del incremento en los valores de referencia al precio final para los consumidores.

A esta situación —ya marcada en materia de crisis energética global por la guerra entre Rusia y Ucrania que ya lleva casi dos años— se le suma ahora el conflicto bélico en Oriente Medio entre Israel y Hamas, que todavía mantiene el riesgo de regionalizarse hacia otros países como Arabia Saudita, el mayor productor a nivel mundial de petróleo. Y, por lo tanto, los cambios en los acontecimientos impacta también en los valores.

Esto es lo que observa con atención el gobierno uruguayo, a pocos días de que se deba tomar una nueva decisión respecto de los valores máximos de los combustibles en los surtidores, y teniendo en cuenta que un —probable— aumento en los mismos impactará también de manera directa en los índices de inflación, por un lado; y, por el otro, en la decisión de los uruguayos de adquirir nafta y gasoil en Argentina, donde los precios no solo son más baratos sino que la diferencia cambiaria juega a favor de la moneda local, contribuyendo al desvío de consumo que caracteriza la actual coyuntura económica del país.

¿Cómo se comportó el petróleo en octubre?

En lo que va del mes, los altibajos han caracterizado el comportamiento del precio del barril de petróleo, tanto el Brent —el que observa de cerca Ancap— como el West Texas Intermediate (WTI). En este sentido, si bien los valores atravesaron un alza durante las dos semanas posteriores al comienzo de la guerra en Oriente Medio, motivados mayormente por el temor a la regionalización del conflicto, lo cierto es que en los últimos días la baja ha sido protagonista, al punto de regresar a las cifras con las que comenzó el mes e, incluso, a números todavía más bajos.

Es así que el barril de petróleo Brent cotizó a 88 dólares al cierre de la jornada de ayer, cuando al 2 de octubre el valor fue de 91,21 dólares. Asimismo, el 9 de octubre —día hábil posterior al estallido de la guerra entre Israel y Hamas— el precio fue de 91,37 dólares. El pico, en tanto, ocurrió el 13, cuando el barril llegó a cotizar a 94,33 dólares.

En el caso del petróleo WTI, ayer cotizó a 84,58 dólares, mientras que al inicio del mes estaba en 88,81 dólares. El precio máximo se registró el pasado 19, con 89,35 dólares por barril.

Estos altibajos corresponden, mayormente, al devenir de los acontecimientos en Oriente Medio; y la baja que mantiene esta semana se debe a que los inversionistas continúan a la espera de lo que pueda suceder mientras que los esfuerzos diplomáticos se intensifican para frenar el conflicto.

¿Esto quiere decir que los combustibles no aumentarán en Uruguay? Lo cierto es que todavía quedan varios días antes de que el gobierno deba tomar la decisión —la cual será comunicada recién el próximo martes—, por lo que todavía no se puede advertir una respuesta segura. Esto se debe a que el precio de referencia internacional todavía puede mostrar cambios significativos —sobre todo, considerando los altibajos que ha sufrido en lo que va del mes—, pero también a decisiones políticas en línea con la situación gremial en Ancap, que demoraría más de lo esperado la parada técnica en La Teja, con los costos consecuentes.

Dejá tu comentario

Te puede interesar