8 de noviembre 2023 - 15:11

Operadores turísticos e inmobiliarios quieren una "ley de vagancia" actualizada para la temporada

En una reunión con el Ministerio del Interior propusieron aplicar la normativa como lo hace Punta del Este para cuidar la seguridad de los balnearios.

Operarios turísticos e inmobiliarios de Rocha piden la aplicación de la ley de vagancia durante la temporada alta uruguaya.

Operarios turísticos e inmobiliarios de Rocha piden la aplicación de la "ley de vagancia" durante la temporada alta uruguaya.

Foto: Ministerio de Turismo

Operadores turísticos e inmobiliarios de Rocha solicitaron a las autoridades del Ministerio del Interior que se aplique la “ley de vagancia” con el objetivo de “cuidar la seguridad de los balnearios” más visitados por los turistas en Uruguay durante la temporada de verano.

La seguridad en los balnearios es una preocupación habitual entre los operadores turísticos e inmobiliarios ante la mayor afluencia de personas que hay en los meses de mayor actividad de la temporada: enero, febrero y marzo. Por eso mismo, propusieron que se aplique de forma más estricta una norma que se conoce como “ley de vagancia”.

Esta ley es en realidad la Ley 10.071 del año 1941, y sostiene que “podrán ser declarados en estado peligroso las personas de ambos sexos, mayores de 21 años, comprendidas en las categorías que enuncia el artículo 2.o, cuando su conducta y su estado psicológico y moral, anteriores y actuales, evidencie que representan un peligro social”.

El texto legal, que si bien está vigente es antiguo en su redacción, incluye dentro de la lista de personas “peligrosas” a “los vagos, considerándose tales los que no teniendo medios lícitos de subsistencia, no ejerzan profesión u oficio y, siendo aptos para el trabajo, se entreguen a la ociosidad”; “los mendigos, considerándose tales los que, siendo aptos para el trabajo, se dedicaren -de modo habitual- a mendigar públicamente o, estando inhabilitados por invalidez, enfermedad o vejez, lo hicieren en lugares donde hubiere establecimientos destinados a asilarlos o socorrerlos; y los que vivan habitualmente de la mendicidad ajena, exploten a menores, enfermos o lisiados, o los instiguen a mendigar”.

También considera a “los ebrios y toxicómanos habituales, que se embriaguen o intoxiquen en lugares públicos, y aun en lugares privados cuando -en ese estado- alteren el orden y constituyan un peligro para los demás”; los proxenetas; “los que observen conducta reveladora de inclinación al delito, manifestada por el trato asiduo y sin causa justificada, de delincuentes y personas de mal vivir, o por frecuentación -en las mismas condiciones- de lugares donde aquéllos se reúnan”; y “los que, requeridos legítimamente por la autoridad, no justifiquen la procedencia del dinero o efectos que guarden en su poder o que hubieren entregado a otros para su inversión o custodia, y también aquellos que, sin causa justificada, oculten su verdadero nombre, disimulen su personalidad, o usen o tengan documentos de identidad falsos u oculten los propios”.

¿Qué proponen en Rocha?

Con la aplicación efectiva y más estricta de esta ley pasarían a llevarse a cabo las “medidas de seguridad” contempladas por la norma. Esto significa que podrán implementarse acciones que van desde la internación en “un establecimiento de régimen de trabajo obligatorio, por tiempo indeterminado, que no será menor de un año ni mayor de cinco” o el “asilamiento curativo, por tiempo indeterminado, hasta que se hubiere constatado la curación”; hasta la “obligación de declarar domicilio, o de residir en lugar determinado, o prohibición de residir en determinado lugar o departamento, por el término que establezca la sentencia, y sometimiento a la vigilancia de la autoridad”.

De todas formas, la idea de los operadores turísticos e inmobiliarios de Rocha es trabajar para analizar la vigencia de la norma y aplicarla bajo la mirada del siglo XXI; sobre todo, considerando que la ley consta desde la primera mitad del siglo XX.

“Es una ley que está en el Uruguay desde 1941, y como toda ley está para ser aplicada. Queríamos ver un poquito cómo era la normativa de esa ley, y ver si era aplicable a lo que es hoy el siglo XXI”, dijo a Telemundo Robert Caballero, operador inmobiliario de La Paloma.

De la reunión con las autoridades del Ministerio del Interior “salió un diálogo ameno para tratar de ver con Fiscalía cómo se puede llevar a cabo” la aplicación de la ley, explicó Caballero, y remarcó que “no es que de la reunión salió que se va a aplicar la ley de vagancia, sino que es algo a estudiar, y si hoy es aplicable”.

“Nosotros entendemos que es aplicable porque en Punta del Este ya se ha estado aplicando, un poco como ayudando a cuidar los espacios públicos. Y eso ayuda a cuidar la seguridad de los balnearios en la época estival”, detalló el operador de La Paloma.

Desde el Ministerio del Interior se indicó que esa ley existe, pero que es la Justicia la que tiene que dar las garantías a la Policía para que se comience a aplicar.

Dejá tu comentario

Te puede interesar