9 de diciembre 2023 - 13:15

El dólar avanza con mayor firmeza junto al contexto internacional

Los datos de empleo de Estados Unidos fueron positivos, y la divisa subió tanto a nivel global como a local, donde se mantiene sobre los $ 39.

El dólar en Uruguay cerró su primera semana positiva tras cinco bajas consecutivas.

El dólar en Uruguay cerró su primera semana positiva tras cinco bajas consecutivas.

Foto: Freepik

El dólar en Uruguay logró cerrar su primera semana positiva tras cinco balances semanales en terreno negativo. Por ahora, diciembre acumula un saldo verde, aunque marcado por altibajos en la cotización.

El dólar cerró la última jornada cambiaria de la semana con una suba del 0,46%, y alcanzó así un valor que no lograba desde el pasado 20 de noviembre. Así, y según la cotización oficial del Banco Central del Uruguay (BCU), la divisa estadounidense finalizó en los 39,308 pesos.

Ésta se trata de la segunda jornada consecutiva al alza luego de haber quedado al límite de caer en la franja de los 38 pesos. Pero, además, con la suba la moneda pudo afirmar un balance positivo de “punta a punta” en la semana, quebrando una racha de cinco caídas consecutivas.

En la semana, el dólar subió 0,86%, mientras que diciembre acumula un saldo positivo del 0,48%. En tanto, en lo que va del 2023, y a medida que se acerca el cierre del año, retrocede un 1,90%, todavía lejos de las expectativas del mercado.

El dólar global sube tras los datos de empleo estadounidenses

Mientras tanto, los mercados recibieron como una buena señal los datos de empleo en Estados Unidos, también esperados por la Reserva Federal (Fed) para terminar de definir el rumbo de la política monetaria para el inicio del 2024.

Ante la baja del desempleo y el refuerzo de la idea de que el mercado laboral se fortalece, el índice dólar ganó un 0,3% y cerró en 104 unidades.

"Hasta ahora, no hay nada en los datos que saque (a la Fed) de su postura de ‘veamos qué pasa’. El mercado claramente se inclinaba en la otra dirección", dijo Steven Englander, jefe de investigación global de divisas del G10 en Standard Chartered Bank en Nueva York. Los inversores entienden, en tanto, que un recorte de las tasas durante el primer trimestre del próximo año todavía puede ser prematuro.

En ese sentido, los operadores de futuros de tasas a corto plazo redujeron las apuestas a que la Fed comenzaría a recortar los tipos en marzo tras el informe, y ahora ven más probable el inicio de las rebajas en mayo. Los mercados veían un 60% de probabilidades de una reducción en marzo, pero tras el informe bajaron a algo menos del 50%.

"A corto plazo, el mercado de tasas estadounidense se ha vuelto, en mi opinión, demasiado pesimista con respecto a la Fed", consideró Stbephen Miran, de Amberwave Partners. "La enorme relajación de las condiciones financieras desde principios de noviembre significa básicamente que la Fed no necesita recortar para echar leña al fuego", añadió.

Dejá tu comentario

Te puede interesar