2 de febrero 2024 - 11:33

El gobierno aprobó el comercio y producción del vino sin alcohol

El Poder Ejecutivo firmó la autorización que permite la producción, como así también que se pueda importar esta bebida.

Uruguay comenzaría el mes que viene a vender vino sin alcohol. 

Uruguay comenzaría el mes que viene a vender vino sin alcohol. 

Foto: Pexels

La aprobación fue antes de lo esperado y el Uruguay podrá producir o importar vino sin alcohol a partir de la firma del Poder Ejecutivo frente al pedido del Ministerio de Ganadería, Agricultura y Pesca (MGAP).

El decreto aprobado establece la normativa para la producción de vino sin alcohol debido a que hasta el momento no existía su figura jurídica. En tanto, según la legislación nacional, el vino debe tener un mínimo de 9,5 o 10 grados de alcohol.

En este sentido, el presidente del Instituto Nacional de Vitivinicultura (Inavi), Ricardo Cabrera, aseguró en diálogo con El Observador que seguramente primero se de la importación de este producto ya que para la producción se debe invertir en una tecnología especializada. En ese sentido, adelantó que seguramente haya acciones en conjunto para traer esa tecnología.

En cuanto a cuando se comenzará a vender en las góndolas, Cabrera estimó que comenzaría a aparecer en un mes para el público uruguayo e hizo hincapié en que el consumidor es quien va a marcar la pauta del producto. Lo que refiere a su precio, el presidente indicó que seguramente sea parecido al precio del vino con alcohol.

Para el presidente, existe la posibilidad de que se de una gran aceptación por parte del público uruguayo, provocando una gran cantidad de ventas. "Pienso que sí y miro a Europa ya los países productores donde lo han adoptado para consumirlo sin menoscabar el consumo del vino propiamente dicho", explicó.

¿Cómo es la producción de vino sin alcohol?

El tratamiento que recibe el vino es por osmosis inversa, a través de una membrana que separa los componentes del alcohol. En el procedimiento se produce un vino tradicional y de buena calidad y luego lo expone a osmosis inversa para lograr la separación. Este tratamiento se le puede hacer a cualquier tipo de vino – hasta espumantes – aunque tiene un costa elevado.

Es por eso que desde el instituto proponen a las bodegas juntarse con otras para poder abaratar los costos. Entre los países que llevan a cabo la producción de vino sin alcohol se encuentran Países Bajos, Australia y España, este último fue el primer país en desarrollar una planta capaz de desalcoholizar el vino en el año 2004.

"El vino sin alcohol tiene más de 30 años en el mundo, los pioneros fueron España y Francia y en América Latina en Chile ya existe un vino desalcoholizado, no cero”, detalló Cabrera.

Dejá tu comentario

Te puede interesar