11 de abril 2024 - 10:58

Empleo y diversidades: ¿cuál es la realidad laboral en Uruguay?

Expo Diversa busca facilitar la inserción en los ámbito privado y público de personas con discapacidades, minorías étnicas e integrantes de la comunidad LGBTTIQ+.

Empleo demanda laboral trabajo.jpg
Foto: Freepik

Mayo será nuevamente mes de un encuentro que busca conectar a las diversidades con el empleo y la realidad local de las diferentes comunidades y minorías. En ese marco surgen historias individuales que pueden servir como fuente de inspiración para el sector empresarial.

Expo Diversa es la primera feria de empleo para la comunidad LGBTIQ+ que se realiza en Uruguay y única hasta el momento con alcance nacional ya que permite la participación tanto de forma presencial como también virtualmente a través de una plataforma web, en ambos casos con acceso gratuito.

La iniciativa promueve la diversidad en el ámbito laboral y contará además con actividades, charlas y talleres que se desarrollarán simultáneamente, potenciando la conexión entre las personas que buscan trabajo con las empresas que lo ofrecen.

“La próxima edición va a ser el martes 28 de mayo, de forma presencial, en el Auditorio de Antel y a partir de ese mismo día y hasta el viernes 31, vamos a realizarla de forma virtual a través de una plataforma que es expodiversa.com.uy. Durante cuatro días, de forma gratuita, van a poder acceder a la misma feria presencial, pero en formato virtual y tomar contacto directo con las diferentes empresas, postularse a las ofertas de empleo y también participar de la sala de conferencias con diferentes charlas y conferencias”, explicó Leticia Viva, organizadora del evento y directora ejecutiva de la Sociedad Uruguaya de Gestión de Personas, a Ámbito.

De la actividad de lanzamiento participaron el ministro de Desarrollo Social, Alejandro Sciarra, la directora de Promoción Sociocultural del Mides, Rosa Méndez, y el gerente general de Aloft Montevideo Hotel, Walter Rivero entre otros.

Lanzamiento de Expo Diversa

Sobre la legislación actual y la “cuotificación” existente, Viva consideró que existe un problema de control de cumplimiento de ese porcentaje. “Es un estimulante, porque al haber una obligación la empresa por ahí se pone a trabajar un poco más, que si no sería algo más motivacional de tomar esa área de trabajo. Ayuda a que las empresas tengan un norte que cumplir en esas temáticas”, dijo y recordó que Uruguay tiene una ley que incluye a personas con discapacidad y de la comunidad LGBTIQ+ en el ámbito laboral, tanto en empresas privadas como en públicas.

Desde el Estado, Rosa Méndez, gerente de promoción sociocultural del Ministerio de Desarrollo Social, expresó que “si bien se ha avanzado muchísimo en políticas de acciones afirmativas tanto para la población trans como para la afrodescendiente, aún tenemos un déficit en el cumplimiento de los cupos”. “Sin ir más lejos, en el año 2022, el cupo para la población afrodescendiente, que tiene que ser de un 8% de ingreso al Estado, no llegó al 3%. El cupo del 1% de personas trans tampoco llegó. Todavía tenemos un deber a nivel de la inserción, pensándola desde el lugar de las oportunidades educativas que han tenido las personas y las barreras que han tenido para el acceso a la combinación de las trayectorias educativas”, consideró.

“Las empresas privadas no están obligadas, pero sí han tenido un acercamiento con nosotros, incluso han ingresado varias personas a través del ámbito privado. En el ámbito público hay un tema más relacionado con los méritos para poder acceder a los cupos, a los llamados. Las personas afrodescendientes y las personas trans no logran culminar sus trayectorias educativas. Esto genera que, a la hora de buscar empleo, no tengan tantas oportunidades”, aclaró. “Sigue habiendo discriminación, aunque se está trabajando muchísimo porque hay una voluntad de trabajo de todos los organismos y también en los tres niveles de poder en Uruguay, pero aún persisten estas brechas para lograr la igualdad de poblaciones que han tenido desigualdades históricamente”, señaló la funcionaria del Mides.

Walter Rivero y su historia de inclusión laboral

Walter Rivero es hoy el gerente general del hotel Aloft Montevideo, perteneciente al grupo internacional Marriott. Narró a Ámbito su historia personal de desarrollo, la cual tiene mucho de ejemplo y desafío de inclusión para las minorías.

Walter Rivero gerente general de Aloft Montevideo
Walter Rivero gerente general de Aloft Montevideo

Walter Rivero gerente general de Aloft Montevideo

“La realidad es que comencé a trabajar a los 20 años en la compañía, tengo 40. Comencé como guardia de seguridad y luego pasé por distintas áreas, participé de aperturas en otros países, dando capacitaciones en otros países, por lo tanto, esto nunca ha sido una barrera”, dijo.

“Para nuestra compañía la inclusión es algo muy natural. Y en este nuevo concepto de la interseccionalidad, donde se busca conectar a las personas con discapacidad a los migrantes y a los afros, notamos que tenemos la bandera de todo eso y que somos un fiel reflejo de lo que es la interseccionalidad en el ámbito privado, al menos dentro de lo que es el hotelería”, consideró.

“Una persona que trabaja con nosotros no trabaja porque sea afro, porque sea trans, trabaja por sus aptitudes y actitudes a la hora de desempeñar la tarea, y así es como elegimos a nuestros talentos dentro del hotel”, señaló Rivero y detalló que más del 50% de la plantilla de empleados son mujeres, muchas en posición de liderazgo, el subgerente del hotel es integrante de la comunidad LGBTIQ+ al igual que otros 20 empleados, y también hay trabajadores de minorías étnicas y con discapacidad.

Rivero se entusiasma al contar su historia y pretende que sea “contagiosa” para otras experiencias empresariales. “Se habla mucho que las personas trans tienen menor acceso a la educación y por lo tanto eso le presenta una dificultad a la hora de querer participar de procesos de determinados puestos de jerarquía. El hotelería tiene una mística diferente. Puedes ingresar como un guardia de seguridad o como alguien que lava platos y con actitud, con capacitación interna que se brinda mismo dentro del hotel, de repente en 15 años eres el gerente general”. “Eso es un poco lo que queremos compartir con las demás empresas: por qué no crear un sistema que permita desarrollar a las personas dentro de la organización para que, a medida que adquieran experiencia, puedan adquirir posiciones de mayor jerarquía”, reflexionó.

Dejá tu comentario

Te puede interesar