8 de enero 2018 - 23:35

Charlas de quincho

Entre el show del Bikini Beach y las reflexivas mesas de José Ignacio trascurrió el fin de semana en Punta del Este, condimentado por nostalgias. Una mesa en La Huella reveló secretos y consejos de la gestión de Macri como intendente porteño. La Feria Este Arte, además, mostró que argentinos ya llegan en bloque con buenas pinturas y fotografías. P. 2

El artista Tulio Pinto, Martín Bernet y Jackie Parisier.
El artista Tulio Pinto, Martín Bernet y Jackie Parisier.
• El Gobierno, dividido este verano entre el Sur y el Este, restó concurrencia a quinchos bonaerenses y porteños y alimentó también especulaciones y críticas varias bajo el sol. En Uruguay hay público dividido entre el show de Bikini Beach y la reflexión en las mesas de José Ignacio. Hasta allí llegan los comentarios sobre las vacaciones presidenciales en Cumelén y su extensión; también sobre los recortes que, por fin, el Gobierno de Mauricio Macri parece estar comenzando a aplicar en el gasto público, aunque por ahora sean pasos mas simbólicos que significativos en su impacto en el déficit. De todo ese ruido de opiniones sobre la arena hay un tema excluyente que recorrió las reuniones de empresarios y banqueros el fin de semana: el futuro de la independencia del Banco Central tras el cambio de la meta de inflación para 2018. Ese interrogante incluye, obviamente a Federico Sturzenegger y es sin duda la pelea mas fuerte que los hombres de negocios detectan dentro del macrismo entre el ala heterodoxa (que en una buena parte descansa o descansó en el Este) y la ortodoxia encabezada por el presidente del BCRA. En la Casa Rosada se jura que Sturzenegger no piensa en cambios sobre su futuro a pesar de la ola de rumores que asoló la city porteña durante la semana pasada. De hecho en el mercado se lo defiende alegando que hay que seguir de cerca la baja de tasas que alienta el Central a través del mercado secundario, a contrapeso de las críticas que se le hicieron por su política de tipos de interés. Una apuesta entre las mesas de La Huella avanzó sobre el éxito que podrá tener Macri en su próximo viaje a Davos. El Gobierno apuesta todo, una vez mas, a esa vidriera internacional, al punto que se alquiló una ubicación propia para manejar la agenda presidencial, recibir invitados y cerrar reuniones. ¿Por qué la apuesta, entonces, si el Presidente tiene éxito garantizado allí de bilaterales y reuniones con empresarios? Porque el año pasado la perspectiva era la misma y el resultado del periplo fue brillante, pero la coyuntura hizo que los resultados en inversiones siguieran demorándose. Se espera, entonces, con ansiedad si esta vez se efectiviza más rápido toda esa onda positiva. Mientras tanto todos los empresarios con peso para decidir se preparan para el viaje a Davos. Algunos de ellos se han dedicado en Punta de Este a la modalidad que se conoce como "Delivery Gym", accesible para agendas abultadas. El servicio ya es clásico entre empresarios esta temporada y lo organiza Daniel Tangona. Quienes no quieren hacerse ver en gimnasios, llaman y acuerdan un lugar de encuentro en medio del campo, Solanas, La Barra o Garzón, adonde suelen llegar en helicóptero. Allí los espera el entrenador con una camioneta que porta un gimnasio desplegable completo, entrenan y cada uno sigue su camino. Hay, al menos, cinco empresarios y un hombre del Gobierno que tienen contratado el servicio.

• Un recuerdo que se escuchó en una mesa de La Huella, de la que participaban algunos puntanos, fue una supuesta recomendación de "el Alberto" (Rodríguez Sáa) a Macri hace más de 8 años, cuando el ahora Presidente de la República estaba al frente de la Ciudad, y que hubiera ahorrado buena parte de los problemas actuales: "Dales los títulos de propiedad a los de la Villa 31, para que ellos mismos pongan los límites y sean el freno de más asentamientos, caso contrario, aparecerás en contra de los habitantes". Ahora, sin duda, ya es tarde. Aunque el tema se acalló a nivel público, después de 3 meses siguen los comentarios y el malestar por el enfrentamiento público de la principal armadora de Cambiemos, la diputada Elisa "Lilita" Carrió, contra la asunción de la controvertida candidata del mismo PRO, Joanna Picetti. El tema escaló y cayeron en la volteada algunos (pocos) altos funcionarios de rango ministerial, aunque ahora parece que esa versión habría sido solo para tapar al verdadero protector de la audaz morocha.

• La quietud estival, producto más de esa ausencia de funcionarios en Buenos Aires que del calor extremo que castiga a buena parte del país, no acalla, sin embargo, comentarios varios. Por caso, cada vez es más "ruidosa" la asociación del frente Cambiemos con el Partido Fe, tras la desaparición de su fundador y conductor, el titular del gremio de los rurales, Gerónimo "Momo" Venegas. Su sucesor, el sindicalista Ramón Ayala, tiene una relación cada vez más distante con el propio Macri (que era quien defendía "la pata" justicialista que le aportaba el "Momo", y mucho más desde que el recientemente electo como diputado, Pablo Ansaloni (perteneciente al grupo sindical), si bien dio cuorum en la estratégica sesión del Congreso sobre el tema previsional, parece que después desapareció antes de votar, lo que fue contabilizado por los macristas de paladar negro, lisa y llanamente como una traición. Como si fuera poco, se profundiza el conflicto con el Puerto de Necochea donde se suman el problema con los concejales de Fe y la pretensión de ese partido de presidir también el puerto, lo que ya tiene como antecedente las diferencias del propio Venegas con la gobernadora María Eugenia Vidal, con la que se había "enfriado" la relación meses antes de la muerte del gremialista, a pesar del apoyo que éste le había dado en 2015 para la elección en la provincia de Buenos Aires.

• En el Este, mientras tanto, sigue habiendo lugar para el relax. El sábado, la tarde estaba fresca y la Feria Este Arte abrió sus puertas en el Centro de Exposiciones de Pedragosa Sierra y Aparicio Saravia sin competir con la playa. Los invitados a la previa llegaron temprano para disfrutar de las obras en soledad y también para comprar. Cuando en el año 2015 Este Arte inauguró su primera edición, los galeristas argentinos se abstuvieron, tan solo algunos llegaron para ver qué pasaba. Pero después de pensarlo tres años, en 2018 los porteños cayeron en bloque. Para comenzar, estaba Jorge Mara, con buenas pinturas y fotografías; luego, Nestor Zonana de Pabellón 4, vendió la obra de Paula Otegui y exhibió las geometrías de Jimena Fuertes; los galeristas Henrique Farías y Mauro Herlitzka llevaron a casi todo su staff, comenzando por las reinas del Pop, Delia Cancela y Marta Minujín; finalmente las galerías Quimera, Otto y Zurbarán completaban el envío argentino, tan numeroso como estéticamente diverso. Entre los stands de todo el mundo, el mejor lo montó Reno Xippas, galerista avezado que esa noche sin tiempo para un respiro vendió las obras de los argentinos Pablo Reinoso y Pablo Siquier (25.000 dólares), el brasileño Vik Muniz, la alemana Janaina TschTMpe y los uruguayos Dani Umpi y Marco Maggi. Entre los 300 invitados, algunos con fortunas incalculables, estaban la iraní Afshan Almassi y el príncipe Eric Studza (Baring Brothers), Aníbal y Marlise Jozami (UNTREF). El artista y operador cultural Martín Pelenur montó en la Pecera la obra de la uruguaya Rita Fischer. Y directo desde su stand partió Inés Etchebarne a lo de Carmín Dodero y Darío Campidoglio que esa misma tarde inauguraban el Six o' Clock Tea con el diseñador Ángel Sánchez. "Es famoso por los vestidos de boda de la familia Cisneros y también el mío", se excusó Etchebarne. Se comentó que algunos espacios estaban patrocinados por el real state, como el de Aníbal di Gennaro Olloqui por la Torre Imperiale. Se advirtió la ausencia de la galería Del Paseo de Manantiales, su dueña, Silvia Arrozes, ya había advertido que los costos de un stand resultan elevados. Hasta última hora, en un ambiente distendido donde predominaban pantalones bermudas y remeras, estuvieron Nana Polesello, Martin Bernet, Christian Carle Catafago, Jackie Parisier, Andrea Alkalay, Astrid Perkins y los artistas Pablo Reinoso, Tulio Pinto, Liliana Porter, Nessy Cohen y Marco Maggi. La ambiciosa directora de la Feria, Laura Bardier, acaba de dar un paso adelante para posicionar Este Arte en la agenda internacional.

• En Buenos Aires arde la ciudad y también La Rural donde, tanto los que estaban a favor del expresidente de la entidad, y ahora nuevo ministro Luis Miguel Etchevehere, como sus críticos, se preguntan: "¿Quien lo asesora?". Es que el argumento de la relación contractual con la entidad de la que, obviamente, también era socio (y el Ejecutivo lo obligo a renunciar antes de asumir), para justificar el pedido que él mismo hizo de "dos sueldos" ($500.000) para empalmar con sus nuevos ingresos como titular de Agroindustria, no solo complicó espectacularmente a la entidad profundizando la brecha que se produjo para su nombramiento en La Rural en 2012 (lo que dejó muchos "heridos"), sino que es técnicamente indefendible, y rebota sobre el mismísimo Macri, que es quien forzó ese nombramiento, se escuchaba en algunos corrillos entre sombrillas esteñas.

Vamos a terminar con un chiste breve e inocente:

Después de una cena de trabajo, llevan los compañeros a uno de ellos a su casa. Abre la mujer y le dicen:

- No se asuste señora, hemos bebido un poco en la cena de la empresa, pero su marido ha bebido un poco más. No sabemos qué le pasa pero lo levantamos y se cae, lo levantamos y se cae... No se puede mantener de pie.

Y contesta la mujer

-No me jodas que le perdieron la silla de ruedas.

Dejá tu comentario