8 de abril 2024 - 08:51

El BCU intentará colocar $ 12.600 M con 3 títulos en el mercado

La autoridad monetaria adjudicará letras de regulación monetaria de corto, mediano y largo plazo.

El Banco Central de Uruguay buscará colocar 12.600 millones de pesos esta semana.

El Banco Central de Uruguay buscará colocar 12.600 millones de pesos esta semana.

Foto: Freepik

El Banco Central del Uruguay (BCU) colocará esta semana tres títulos de deuda pública doméstica con diferentes vencimientos, por 12,6 millones de pesos este lunes, miércoles y viernes.

La primera licitación de la semana comenzará este lunes 8 a las 14:00 horas, se licitará el primer título en pesos por 4.200 millones de pesos (casi 109,81 millones de dólares) con un plazo a 35 días, con un vencimiento fechado para el lunes 13 de mayo del año corriente. En ese total, 840 millones de pesos (unos 21,96 millones de dólares) serán colocaciones no competitivas y tendrá su fecha de integración el mismo día.

El miércoles 10 a las 14:00 horas, se adjudicará otro título en pesos por 4.200 millones de pesos (un total de 109,81 millones de dólares) con un plazo de 91 días, y un vencimiento fechado para el 10 de julio de este año. El mismo tendrá la fecha de integración el mismo día. Esta licitación tendrá también 840 millones de pesos (21,96 millones de dólares) de colocaciones no competitivas.

Por último, el viernes 12 a las 14:00 horas, se licitará el último título en pesos de la semana, por otros 4.2000 millones de pesos (casi 109,81 millones de dólares) con un plazo a 175 días, y un vencimiento fechado para el 4 de octubre del año que viene. Del total, 840 millones de pesos (unos 21,96 millones de dólares) serán colocaciones no competitivas. En tanto, la fecha de integración será el mismo día.

Fitch alertó a Uruguay sobre la necesidad de estabilizar la deuda

La agencia calificadora de riesgo Fitch Ratings publicó una advertencia para Uruguay respecto del estado de su deuda pública en relación con el Producto Bruto Interno (PBI); y señaló que si bien la regla fiscal está ayudando a mejorar la credibilidad fiscal del país, éste todavía debe trabajar en la reducción del endeudamiento.

La deuda uruguaya ha sido uno de los puntos de alarma para el desarrollo económico nacional señalados por distintos organismos e instituciones internacionales como, incluso, el Fondo Monetario Internacional (FMI). En ese sentido, Fitch llamó a trabajar con mayor intensidad para la reducción del déficit, incluso a pesar de los recientes buenos resultados a nivel macroeconómico que redundaron en la mejora de la nota crediticia del país por parte de Moody’s.

“La regla fiscal de Uruguay está ayudando a mejorar la credibilidad fiscal, pero aún tiene que anclar la consolidación lo suficiente como para estabilizar completamente la deuda/PIB, expresó la agencia estadounidense en un comunicado publicado en su página web. Solo de esta forma, insiste, respaldaría una mayor mejora a la que recibió por parte de la calificadora en junio del año pasado —cuando le otorgó la calificación BBB con perspectiva estable.

“El gobierno volvió a cumplir su regla fiscal introducida en 2020, incluido el límite de gasto asociado, el límite de endeudamiento neto y el objetivo de equilibrio estructural. Esto se debió en parte a una cláusula de escape en el límite de endeudamiento invocado para la sequía y a una revisión previa del objetivo de equilibrio estructural”, consideró la publicación, destacando la mayor credibilidad consecuente de la regla fiscal y los avances realizados respecto a una mayor rendición de cuentas y de una política contracíclica; aspectos apuntalados, además, por la reforma de la seguridad social.

Sin embargo, advirtió Fitch, “la norma solo ha facilitado una consolidación moderada” del déficit; y señaló que los cálculos del gobierno respecto a una mejora mayor en el saldo estructural mantiene “cierta incertidumbre”. “Por ejemplo, se supone que una brecha de producción negativa está restringiendo los ingresos por debajo de su potencial, pero esto no está garantizado, y el desempeño superior de los ingresos en los últimos años (reflejado en un aumento de 0,9 puntos porcentuales del PBI desde 2019) podría significar que se producirán mayores ventajas cíclicas a medida que se reduzcan los ingresos”, consideró la agencia.

Dejá tu comentario

Te puede interesar