24 de noviembre 2023 - 10:13

¿El dólar se plancha en los $ 39?

La suba del 0,41% en la cotización solo ayudó a que la divisa se estableciera nuevamente en la franja de los 39 pesos, mientras el atraso cambiario es una preocupación en cada vez más sectores.

El dólar en Uruguay tuvo una recuperación pero el atraso cambiario sigue siendo preocupante.

El dólar en Uruguay tuvo una recuperación pero el atraso cambiario sigue siendo preocupante.

Foto: Pixabay

El dólar en Uruguay no está estrictamente planchado, pero las diferentes subas y bajas —no necesariamente en ese orden— que ha tenido en las últimas semanas lo mantienen en la franja de los 39 pesos tras haber abierto noviembre por primera y única vez en el año sobre los 40 pesos. Mientras tanto, la preocupación por el atraso cambiario comienza a elevarse ya no solo en los sectores exportadores sino también en aquellos cuyas inversiones rinden cada vez menos.

El dólar logró una importante remontada al cierre de la jornada de ayer, con una suba del 0,41% que le permitió cotizar a 39,297 pesos, según los datos del Banco Central del Uruguay (BCU). Si bien el incremento no significó a simple vista una mejora importante en el valor de la divisa estadounidense, lleva algo de tranquilidad al elevarla del piso de los 39 pesos, que estuvo apenas a 66 centavos de perforar.

De todos modos, el retroceso de la moneda tan solo en noviembre sigue siendo del 1,69% —aunque llegó a ser del 2,27%—, mientras que en el año lleva una caída acumulada del 1,93%, a pesar de haber podido reducir esa brecha al 0,13% al cierre de la primera jornada del mes.

El efecto “rebote” que advertían los analistas durante las primeras jornadas del rally alcista que el dólar experimentó en octubre parece haber llegado finalmente a los mercados locales, evitando un atraso cambiario que alcanzara los dos dígitos pero todavía dejando mucho terreno pendiente por recuperar.

Así lo sienten también en los diferentes sectores que dependen de esta divisa para comerciar y hacer negocios. Y ya no solo los exportadores, cuyos costos se elevan por encima del rendimiento que tienen los dólares obtenidos en el país; sino también el mercado inmobiliario, sobre todo los grandes proyectos de inversión, donde estimaban que la cotización estaría en torno a los 45 pesos a fin de año.

Hoy, la expectativa del mercado —según la Encuesta de Expectativas Económicas del BCU— señala un dólar a 40,10 pesos en diciembre. Una proyección mucho más moderada que, igualmente, parece lejana con los valores de los últimos días.

Incluso para la autoridad monetaria central la poca y frágil recuperación del dólar es una alarma por “los problemas crecientes de competitividad en la economía uruguaya”, tal y como señaló en las minutas de la última reunión del Comité de Política Monetaria (Copom).

El efecto global

Sin embargo, también hay que tener en cuenta el efecto que el dólar a nivel global tiene sobre la cotización local. Por un lado, los últimos días han mostrado una tendencia levemente a la baja del índice dólar, aunque en los últimos días mostró algo de recuperación —que puede haber tenido que ver con la mejora significativa de la jornada de ayer en el precio local—; aunque hoy ya abrió a la baja, cayendo de 103,825 a 103,635 unidades.

Por otra parte, la expectativa sobre qué hará la Reserva Federal (Fed) de Estados Unidos tras haber mantenido sin cambios la tasas de interés y la presencia de indicadores del mercado laboral y de inflación que permiten prever el fin de la política monetaria contractiva más pronto que tarde, también impacta en el valor de la divisa.

Dejá tu comentario

Te puede interesar