24 de noviembre 2023 - 08:09

La guerra, los plebiscitos y la situación de Argentina son los riesgos que enfrenta el sistema financiero

El Banco Central del Uruguay advirtió sobre situaciones a nivel regional y doméstico, aunque aclaró que la estructura es estable.

El Banco Central del Uruguay advirtió sobre los potenciales riesgos que enfrenta el país a nivel doméstico y regional.

El Banco Central del Uruguay advirtió sobre los potenciales riesgos que enfrenta el país a nivel doméstico y regional.

Foto: BCU

El Banco Central del Uruguay (BCU) advirtió sobre los potenciales riesgos que enfrenta el sistema financiero uruguayo, entre los que identificó los coletazos de la guerra entre Israel y Hamas, la situación inestable en Argentina en plena transición de gobierno y los plebiscitos que puede afrontar el gobierno el año próximo.

De esta manera, el BCU se enfocó en el contexto internacional y regional, pero también en el doméstico, al poner la lupa en la posible afectación que puede derivar de los plebiscitos sobre la reforma de la seguridad social, que impulsa el PIT-CNT, y por el proyecto de ley de reestructuración de deudas a las personas físicas, avalado por Cabildo Abierto.

El análisis fue realizado por el Comité de Estabilidad Financiera, que integran el BCU, el Ministerio de Economía y Finanzas (MEF) y la Corporación de Protección del Ahorro Bancario (Copab), que advirtió que “la incertidumbre en torno a la situación macro financiera internacional persiste”.

El informe indicó que “en Estados Unidos, la volatilidad del mercado de bonos ha aumentado y las tasas de interés de estos instrumentos a diez años se encuentran en valores elevados”, mientras sostuvo que “las tasas de crecimiento proyectadas para la economía china por el FMI para 2023 y 2024 se han corregido a la baja en comparación con abril”.

Así, alertó que “se mantiene el riesgo de que se produzca un mayor deterioro en las condiciones financieras internacionales, con mayor aversión al riesgo por parte de los inversores, condiciones de acceso al financiamiento menos favorables, mayor volatilidad y reducción del producto a nivel mundial”.

El impacto de la guerra

A eso le sumó que “el riesgo geopolítico ha aumentado desde el último informe a raíz del conflicto entre Israel y Hamas, que intensifica la tendencia hacia un mundo más fragmentado, una tendencia que ya había sido potenciada por la invasión de Rusia a Ucrania y las tensiones entre China y Taiwán”.

El Comité indicó que la potencial extensión del conflicto de Israel a otros territorios de Oriente podría tener “efectos significativos sobre el precio del petróleo, destacando la importancia estratégica del estrecho de Ormuz (costa de Irán), por donde circula aproximadamente el 20% del petróleo a nivel global”.

La situación en Argentina, bajo la lupa

En momentos donde Argentina se encuentra bajo un nuevo signo político, tras el triunfo electoral de Javier Milei, el BCU indicó que “la inflación sigue siendo elevada y las reservas internacionales se mantienen en niveles reducidos, en el marco de la transición hacia el nuevo gobierno”.

A su vez, sostuvo que las proyecciones de crecimiento se han reducido para 2023 y 2024 en ese país, mientras en Brasil “se mantienen los desafíos en materia de consolidación de la sostenibilidad fiscal”, por lo que concluyó que “persisten riesgos a nivel regional en los procesos de ajustes de los desequilibrios”.

Los plebiscitos

En el plano local, el estudio identificó riesgos vinculados a la eventual aprobación de los plebiscitos de Cabildo Abierto y el PIT-CNT, que tendría “efectos directos sobre el sistema financiero, potencialmente afectando su desarrollo y estructura”.

Al referirse a las posibles consultas populares sobre la reforma de la seguridad social y la reestructuración de deudas, el comité aseguró que “también tendría efectos indirectos para el sistema financiero a través de su impacto en materia fiscal”.

Finalmente, el informe aclaró que “el sistema financiero doméstico se encuentra estable” y destacó que “sería capaz de procesar los efectos de una eventual materialización de los mismos”.

Al ahondar en esa postura, argumentó que “las propias capacidades del sistema financiero, dentro de las que se destacan sus niveles de solvencia y liquidez, determinan que esté en condiciones de contribuir al manejo adecuado de los riesgos, facilitando de esta manera el desempeño presente y futuro de la economía”.

Dejá tu comentario

Te puede interesar