Ataques sin fin ahora contra fiscalías en Santa Fe

Edición Impresa

En cercanías fueron detenidos dos policías de la provincia y se investiga su posible participación.

La sede del Ministerio Público de la Acusación de la ciudad de Rosario, donde funcionan varias fiscalías, fue atacado a balazos ayer a la madrugada, hecho por el cual nueve personas quedaron detenidas y la Justicia investiga si el episodio está vinculado a la banda narco criminal "Los Monos".

Entre los detenidos, según se informó, dos son policías y tres son menores de edad.

El incidente se suma a otros de idénticas características que se registraron en los últimos días y que provocaron la reacción de jueces que pidieron al Gobierno de Miguel Lifschitz garantías para continuar las investigaciones de causas vinculadas con el narcotráfico.

El ataque de ayer se produjo en el edificio situado en Montevideo al 1900, a sólo una cuadra de la sede local de los Tribunales provinciales.

Durante el ataque, cinco impactos de bala dieron en el frente del Centro Territorial de Denuncias, en el que funcionan varias fiscalías.

Tras el atentado, un móvil policial salió en persecución de los autores, quienes iban en un auto Renault 9.

Mientras dos de ellos se arrojaron del vehículo en movimiento y lograron evadirse, el conductor, de 26 años, fue cercado y atrapado cuando circulaba por Bulevar Seguí y Avellaneda.

En declaraciones a la prensa local, el vocero del MPA, Sebastián Carranza consignó además de las nueve detenciones, se incautaron tres celulares, el auto desde el que se presume se hicieron los disparos y varias vainas servidas de calibre 9 milímetros.

En cuanto a los dos policías arrestados, precisó que fueron capturados en un episodio ocurrido una hora después del atentado, al ser sorprendidos por efectivos de Gendarmería Nacional mientras se cambiaban la ropa con otra persona en la zona de Uriburu y colectora de Acceso Sur.

Al detallar los hechos, Carranza sostuvo que el Renault 9, en el que iban alrededor de seis individuos, efectuaron al menos seis disparos contra el frente del edificio, mientras que en el lugar, posteriormente, se levantaron cinco vainas servidas de un arma 9 milímetros.

Según Carranza, "luego, la policía detuvo a otras cuatro personas en Uruguay y Santa Matilde, que podrían ser las que bajaron del R9 y siguieron a pie. De estas cuatro personas tres son menores, que fueron puestos a disposición de la Justicia, y el otro a disposición de la Fiscalía".

A pocas cuadras se detuvo a un quinto hombre que tendría relación con los primeros: "Estamos hablando de un total de 9 detenidos. En el transcurso del día, los fiscales van a determinar el rol y la posible vinculación que tengan con este hecho".

El ataque contra el organismo público se produjo a pocas horas de que haber sido atacados a tiros dos inmuebles relacionados en forma indirecta con juezas que participaron del juicio a la banda "Los Monos".

En primer lugar, se registró un atentado en un domicilio cercano al del expresidente de Rosario Central, Horacio Usandizaga, padre de la jueza Marisol Usandizaga, integrante del tribunal que condenó a 19 integrantes de la banda criminal, y después fue el turno de un edificio en el que hace varios años había vivido la jueza Gabriela Sanzó, quien preside el tribunal encargado de revisar la sentencia.

En ambos lugares dejaron un mensaje escrito con una clara alusión mafiosa: "Dejá de meter pibes preso".

Dejá tu comentario