Acusan al Estado ruso de orquestar un sistema de doping

Deportes

Un informe de la Agencia Mundial Antidopaje informó que más de 643 pruebas de atletas rusos se manipularon en laboratorios de Moscú y Sochi. Pedirán que le prohíban participar de Río 2016.

Rusia orquestó un "sistema de dopaje promovido por el Estado" en el deporte, incluyendo los Juegos Olímpicos de Invierno de Sochi 2014, según un informe independiente de la Agencia Mundial Antidopaje (AMA) publicado este lunes que podría derivar en la prohibición total del país a participar en Río 2016.

El informe, llevado a cabo por el profesor canadiense Richard McLaren, desveló que el programa estuvo organizado por el ministro de Deportes ruso, Vitaly Mutko, con "la activa participación y asistencia" de los servicios secretos del país.

"El laboratorio ruso operó para proteger a los atletas rusos dopados con un sistema promovido por el Estado", aseguró McLaren.

"El laboratorio de Sochi trabajó con una única muestra, cambiando su metodología, para permitir a los atletas rusos competir en los Juegos Olímpicos de Invierno", añadió.

Las agencias antidopaje de Estados Unidos y Canadá estaban listas para pedir una sanción que prohibiera participar a todos los atletas rusos en los Juegos de Río, que comienzan el próximo 5 de agosto, si el informe iba en esta dirección.

"El ministro de Deportes dirigió, controló y supervisó la manipulación de los resultados de los atletas, o los cambios en las muestras, con la activa participación del FSB (Servicio de Seguridad Federal de Rusia), CSP (Centro de Preparación Deportiva para los atletas rusos) y los laboratorios de Moscú y Sochi".

McLaren es profesor de derecho de la Western University of London (Ontario) y miembro del Tribunal de Arbitraje del Deporte (TAS).

"Al final de los campeonatos del mundo de Moscú (2014), su laboratorio apartó muestras positivas, les quitó los tapones y reemplazó la orina 'sucia' antes de que las muestras fueran envidadas a otro laboratorio de instrucción de la IAAF", publicó el informe.

La comisión, nombrada por la AMA, decidió investigar las acusaciones del exdirector del laboratorio antidopaje de Moscú, Grigori Rodtchenkov.

En mayo, Rodtchenkov reveló que decenas de atletas rusos, entre ellos 15 medallistas olímpicos, se habían aprovechado de un sistema de dopaje organizado y supervisado por Moscú y sus servicios de inteligencia en los Juegos de Sochi.

También formó parte de la comisión independiente dirigida por el exjefe de la AMA, Richard Pound, que anunció en noviembre de 2015 el uso generalizado de dopaje en el atletismo ruso y llevó a la suspensión de Rusia por la Federación Internacional de Atletismo (IAAF).

La IAAF confirmó el pasado 17 de junio la suspensión de participar en los Juegos a la federación rusa, pero dejó la puerta abierta a la presencia de atletas rusos limpios en los Juegos a la conveniencia del Comité Olímpico Internacional (COI), de forma individual, y para aquellos atletas que estuvieran "fuera del país", y que demuestren "estar sometidos a otros sistemas de control antidopaje".

El TAS decidirá antes del 21 de julio sobre la participación de estos 68 atletas en la cita olímpica, anunció la institución con sede en Lausana.

En total, fueron más de 643 pruebas de atletas rusos que dieron positivo entre 2012 y 2015 en los laboratorios de Moscú y Sochi "desaparecieron" y luego dieron negativo, según el explosivo informe.

Los 643 casos, sin embargo, son solo una cifra "de mínima", de acuerdo al informe de 97 páginas presentado hoy en Toronto, ya que todavía no se tuvo acceso a la totalidad de la información.

Los análisis manipulados corresponden a atletas de alrededor de 30 deportes. En primer lugar se encuentra el atletismo, con 139 casos, seguido por la halterofilia (117), el deporte paralímpico (35) y la lucha (28).

El contenido al que quiere acceder es exclusivo para suscriptores.

Dejá tu comentario